Héctor Perea, director de estrategia de Cepsa
Héctor Perea, director de estrategia de Cepsa - ABC
ENERGÍA

Cepsa señala que Andalucía juega un papel clave en el desarrollo solar

La firma anticipa las tendencias energéticas hasta 2030, con un alza del petróleo del 10%

SEVILLAActualizado:

El futuro de la energía en España es renovable y Andalucía debe tener un protagonismo muy especial en este nuevo escenario. Así lo manifestó ayer Héctor Perea, director de Estrategia de Cepsa, que apuntó que «en 2030 el 60% de la demanda de electricidad procederá de energías limpias para cumplir con los objetivos globales y tanto la eólica como la solar tendrán que representar más del 50%, frente al 27% actual». Este experto subrayó que «Andalucía tiene las condiciones ideales para acoger una parte muy relevante de los proyectos fotovoltaicos», con lo cual su papel en la transición energética es relevante.

Perea presentó ayer en la Confederación de Empresarios de Andalucía (CEA) el informe «Energy Outlook 2030», en presencia del consejero de Presidencia de la Junta, Manuel Jiménez Barrios, y del presidente de la patronal, Javier González de Lara. La estimación de la compañía petrolera es que en España haya sustitución de los coches diesel por modelos híbridos en los próximos años, de modo que los automóviles diesel pasarán de representar el 60% de las ventas a tan solo el 15% en 2030. El despegue de los vehículos eléctricos será muy paulatino y se acelerará al final de la próxima década.

Si en 2030 hubiera en España un millón de coches tanto eléctricos como híbridos, representarían tan sólo un 4% del total de la flota, lo que supondría un aumento de la demanda de energía de un 0,5% y una caída de la demanda de energía de origen fósil de solo un 1%, equivalente a medio millón de toneladas.

Refinerías

El petróleo se mantendrá aún muy fuerte, con una demanda que avanzará un 10% en 2030, aunque este crecimiento será más lento de lo previsto por la mejora en la eficiencia de los combustibles y la incorporación de otras fuentes de energía. El tirón de la demanda de petróleo vendrá por el incremento de las necesidades del transporte y de los productores petroquímicos. «Los mercados maduros de Europa y EEUU van a decrecer en comparación con el resto del mundo, mientras que India y China serán los mercados con mayor crecimiento».

Las dos grandes refinerías de Cepsa en España están en Andalucía (en Huelva y el Campo de Gibraltar). Aunque el futuro crecimiento del sector del refino de petróleo está en los mercados asiáticos en los que se está intensificando el consumo, «las instalaciones andaluzas son eficientes y tienen su futuro garantizado, además de estar bien situadas geográficamente para abastecer mercados en expansión, como los del Norte de África», aseveró Perea.

Andalucía es una región vital para Cepsa. En esta región, además de las plantas de refino y química de las provincias de Cádiz y Huelva, la compañía cuenta con seis plantas de cogeneración, un ciclo combinado, una planta de biocombustibles, dos plantas de envasado de gas licuado y 282 estaciones de servicio. También participa en el gasoducto Medgaz, que abastece de gas natural desde Argelia a Europa vía Almería.