Trucos para conseguir unas pestañas largas y gruesas

  • Belleza
  • HACE 2 años, 3 meses

Descubre la tecnología de fibras capaz de otorgar unos milímetros de grosor y longitud extra a tus pestañas

Trucos para conseguir unas pestañas largas y gruesas

Uno de los anhelos vanidosos comunes a casi todas las mujeres es el de lucir unas pestañas largas y gruesas, llamativas, bien pobladas. Porque, aunque pueda parecernos un pequeño detalle, unas pestañas tupidas pueden cambiar totalmente nuestra mirada e incluso darle un nuevo matiz al aspecto de nuestro rostro. Por eso cuando nos ponemos por primera vez unas pestañas postizas nos vemos más femeninas, dulces y sensuales.

Pero tranquilas, hay otras formas de lucir unas pestañas largas sin correr el riesgo que se nos caigan en la sopa mientras cenamos. Aquí te ofrecemos tres alternativas:

1. Pestañas largas combinando cepillos

Puede parecer una obviedad, pero si no sabes cómo sacarle más partido a tu rímel difícilmente vas a conseguir unas pestañas más voluminosas. En este caso la herramienta principal será una buena máscara de pestañas voluminizadora que no esté vieja para que no deje grumos (ten en cuenta que vas a dar más de una capa). Además, te recomiendo que lo combines con otra máscara con cepillo para alargar las pestañas y, opcionalmente, con un rizador de pestañas (o una tercera máscara rizadora).

Tipos de máscara de pestañas
Tres máscaras de Rimmel London con tres cepillos diferentes: voluminizador, alargador y rizador

Ignorando las promesas de los descarados anuncios de rímel en los que todas sabemos que las modelos que aparecen llevan pestañas postizas, podemos diferenciar los tipos de máscaras fijándonos en su cepillo. Las que lo tienen más ancho y tupido son para dar volumen y espesor; las que lo tienen fino y con púas de goma son para alargar, y las de cepillo curvado son para rizar la pestaña. También los hay con forma de peine para separar los pelos y eliminar grumos, en forma de espiral para rizar e incluso combinando varios efectos en un mismo cepillo.

En este caso, como lo que queremos es conseguir unas pestañas largas escogeremos como base un rímel que tenga el cepillo ancho, como el del primer caso. Pasos:

  1. Si tenemos las pestañas caídas o muy rectas, como se suele decir, “pestañas de burro”, les daremos forma primero con el rizador. También puedes usar una máscara que combine el efecto volumen con un cepillo curvado.
  2. Aplica una primera capa de máscara de pestañas voluminizadora haciendo zigzag desde la raíz a las puntas. Repasa también las pestañas inferiores para enmarcar bien la mirada. Deja que se seque por completo el rímel.
  3. En segundo lugar, utiliza el rímel alargador de pestañas, pero esta vez colocando el cepillo sobre las pestañas y tratando de enrollarlas para que se ricen al girar. Así estarás dejando producto en una parte en la que la aplicación normal no lo suele dejar, con lo que ganarás en grosor. Si tienes suficiente largo abajo, haz lo mismo. Deja que se seque.
  4. Para terminar, puedes dar una tercera pasada con el voluminizador procurando hacer el movimiento de zigzag (aunque cueste ahora más) para dejar el menor número de grumos posible.

Prueba a aplicar este técnica en un solo ojo y comparar el resultado con el otro al echarte solo una capa de rímel.

En realidad, esta técnica simple se basa en la misma mecánica que muchas máscaras de pestañas tipo dúo, como la nueva False Lash Superstar de L’Oréal, con una aplicación en dos pasos con cepillos diferentes que prometen «unas pestañas de alfombra roja».

2. Pestañas largas con fibras

Si no has oído hablar de las fibras de nylon para alargar y engrosar las pestañas al menos si conocerás algún rímel con doble cabezal, blanco y negro, basado en la misma tecnología. Son esos en los que primero debes dar una pasada con el cepillo blanco y después finalizar con el negro para conseguir un extra de volumen. Hace unos años, casi todas las marcas de maquillaje disponían de una de estas máscaras en su gama de ojos, pero hoy en día solo los encontrarás en tiendas online con restos de stock y productos «outlet». Es el caso del famoso superventas Bourjois Coup De Theatre o de la gama Double Extension (o Extend) de L’Oreal.

En realidad, este tipo de máscaras consiguen engrosar y alargar las pestañas a base de una prebase con pequeñas fibras de nylon blancas que se adhieren a las pestañas creando una estructura artificial que luego se tiñe de negro con el segundo paso.

Rimel de fibras
Coup De Theatre de Bourjois, Double Extende de L’oreal y Efecto Pestañas Postizas de Maybelline

Y aunque da la sensación de este tipo de máscaras vayan a extinguirse otras nuevas incorporan directamente en un solo cabezal la tecnología de fibras con el tintado de las pestañas. Es el caso de la máscara Efecto Pestañas Postizas Black Drama de Maybelline, por ejemplo.

Si quieres probar el grosor que le aportan las fibras a tus pestañas son renunciar a tu máscara favorita, también puedes optar por otros formatos:

  • Máscaras de fibras: básicamente se trata de la misma tecnología pero perfeccionada. En el caso de Magnifibres se trata de una máscara de pestañas a base de fibras que se aplica entre capa y capa de rímel tradicional para ganar hasta 5 mm. de longitud. También Two Faced comercializa una versión que incluye además otra máscara negra. Como el sistema de dos pasos, pero en dos envases.
  • Polvos voluminizadores Essence: esta popular marca ha comercializado una versión «a granel» de las mágicas fibras. La idea es aplicar el Volumizing Lash Powder de Essence sobre las pestañas con el cepillo que incorpora y después cubrirlo con tu máscara de pestañas favorita.
fibras pestanas
Magnifibres, Volumizing Lash Powder de Essence y Better Than False Lashes de Two Faced

3. Pestañas largas y gruesas con talco

Para aquellas a las que les guste probar y prefieran ahorrarse el dinerito, hay una tercera forma de conseguir unas pestañas más largas y gruesas, con un producto que todo el mundo puede tener en casa: los polvos de talco. Consiste en simular el efecto de las fibras sobre nuestras pestañas con este producto o alguno similar como polvos traslúcidos sueltos o incluso maicena.

Para ello, aplica con un cepillo limpio el polvo haciendo que penetre bien entre las pestañas. Recuerda sacudirlo un poco para retirar el exceso antes de llevarlo a las pestañas. No obstante, ten en cuenta que siempre caerá algo sobre tus mejillas. Después, repasa las pestañas con tu máscara favorita para teñir el polvo y conseguir un volumen visible. Repite la operación si deseas unas pestañas más cargadas y dramáticas.

Aquí tienes un vídeo con un ejemplo de este truco sencillo para lucir unas pestañas largas y gruesas:

Dolores Trueba

Dolores Trueba

Redacción Bulevar Sur
Dolores Trueba

@dolores_trueba

Recién aterrizada aquí, aunque llevo tiempo vigilandoos. Me dejo caer por @BulevarSur. «Be with a guy who ruins your lipstick, not your mascara» #belleza
Que @lorealparis_es https://t.co/vREEDJHP3X te fusile un tema de brochas es bueno, ¿no? https://t.co/UKN2kWNGR1 #maquillaje #seo - 6 meses ago

Más en Belleza