Cuarto de maravillas

Cómo se decoran las casetas de la Feria de Abril de Sevilla

  • Estilo de vida
  • HACE 2 años, 10 días

Un repaso de los elementos principales que encontramos en las casetas: sillas de enea, farolillos, flores de papel, encajes...

Calles adoquinadas, aceras de albero, hileras de farolillos de papel blancos y rojos, e infinidad de bombillas cubriendo en perpendicular las calles, son los elementos que conforman la imagen del Real de la Feria de Abril. Y, por supuesto, las casetas, todas con un frontón o pañoleta, sencillo o múltiple dependiendo del número de módulos de que se dispongan.

Esta configuración que dota de cierta uniformidad fue diseñada por el pintor Gustavo Bacarisas a principios del siglo XX. Pero hasta 1983 no se dictarán normas precisas para el montaje: tamaño de módulos, pañoleta de madera lonas de rayas en rojo y blanco o verde y blanco, barandilla pintada en verde (de metal o madera) que no pase de 1.50 de alto, etc…

El interior de las casetas es harina de otro costal. Ahí entra en juego el gusto de los socios y lo que se quiera invertir en ello.

Decoración de las casetas de la Feria de Abril: Cuarto de maravillas

Los elementos decorativos que más se repiten son los siguientes:

Los farolillos y las flores de papel, utilizados en forma de guirnalda o para cubrir por entero el techo, son un clásico imperecedero de esta ciudad de usar y tirar. Los colores más habituales son el blanco, rojo y verde, aunque se agradece ver ya otros colores que dan un aire más actual con un elemento de toda la vida. Me cuenta Enrique Cabellos (más de treinta años ocupándose de la caseta “De Chiripa”) que le costó trabajo conseguir que la fábrica de farolillos accediera a tintarlos en el color verde carruaje. Este color en el techo, combinado con amarillo albero y crema en las molduras de las paredes y la ausencia de encaje y otros ornamentos, hacen que sea una caseta sobria y elegante, en la que el toque divertido lo da en la trastienda la colecciones de geniales caricaturas realizadas cada año por el pintor Beltrán Román.

Decoración de las casetas de la Feria de Abril: Cuarto de maravillas Decoración de las casetas de la Feria de Abril: Cuarto de maravillas

Los encajes son otro de los elementos más tradicionales, en techos (tipo toldo, formando dos aguas o saliendo del centro en forma de cúpula) o en paredes (cubriendo el paño entero o a modo de cortinas). La verdad es que a mi me aburren, sobre todo porque el ambiente sofisticado y delicado que se podría conseguir con un uso moderado de encajes de calidad es difícil, y con frecuencia lo que vemos son recreaciones de bodas gitanas o escenarios de las mil y una noches… aunque , en el fondo, tampoco dejan de tener su gracia.

Decoración de las casetas de la Feria de Abril: Cuarto de maravillas Decoración de las casetas de la Feria de Abril: Cuarto de maravillas

Las flores son también habituales. Si la caseta recrea un patio andaluz popular, con rejas y serones, generalmente se eligen gitanillas o geranios en macetas de barro. Si el ambiente buscado es más señorial (cortinajes, espejos dorados, etc) vemos bouquets florales colgados en las paredes (a veces sobre un fondo de esparto). Y qué decir de las flores artificiales de algunas casetas, compradas en los chinos (hay gustos para todos y en las casetas no iba a ser distinto).

Decoración de las casetas de la Feria de Abril: Cuarto de maravillas Decoración de las casetas de la Feria de Abril: Cuarto de maravillas

Cornucopias y espejos, (no sólo para decorar las paredes de las casetas, sino para que las mujeres puedan comprobar en cualquier momento si la flor sigue colocada en su sitio o si el moño ya ha empezado a deshacerse).

Decoración de las casetas de la Feria de Abril: Cuarto de maravillas Decoración de las casetas de la Feria de Abril: Cuarto de maravillas

Faroles para iluminar los interiores, de metal, con estética árabe, medieval o de cualquier otro tipo.

Decoración de las casetas de la Feria de Abril: Cuarto de maravillas Decoración de las casetas de la Feria de Abril: Cuarto de maravillas

– Y para sentarse, lo más frecuente son las sillas de enea pintadas (normalmente en verde o rojo) y mesas redondas de madera, pintadas a juego.

Decoración de las casetas de la Feria de Abril: Cuarto de maravillas Decoración de las casetas de la Feria de Abril: Cuarto de maravillas

– Cada vez más se decoran los paneles de madera con pintura (recreando un burladero, por ejemplo, o sencillamente de colores divertidos y originales) o entelando paredes y zócalos, con telas de rayas tradicionales, más atrevidas o de fibras naturales.

Decoración de las casetas de la Feria de Abril: Cuarto de maravillas

– Y definitivamente, me parece una buenísima idea los bancos corridos que albergan baúles para que los socios guarden todas aquellas cosas que se echa de menos en algún momento tener en la feria: manoletinas de repuesto por si los pies dicen que ya no pueden más, chales para protegerse del relente en la vuelta a casa, un neceser con lo necesario para retocarse el maquillaje o ponerse unos compeed en una rozadura, la cámara de fotos, un paraguas, etc. Porque, en definitiva, la caseta se convierte durante una semana en una prolongación de las casas de los sevillanos, donde recibimos visitas, cumplimos con los compromisos o pasamos un rato en familia o con amigos.

Decoración de las casetas de la Feria de Abril: Cuarto de maravillas
Cuarto de maravillas
«Cuarto de maravillas» es un blog sobre cultura y estilo de vida. Un sitio donde descubrir curiosidades.

Más en Estilo de vida