Actualidad Córdoba

Septiembre, el mes de la berenjena

Por Rocío Górriz,

Septiembre es el mes de la vuelta al trabajo, al colegio y además, según el refranero español, «en la época de la berenjena, se cae la melena». ¡Pero no todo van a ser malas noticias!

Con el noveno mes del año, damos la bienvenida al otoño, una de las estaciones más agradables en nuestra provincia y durante la que la huerta se muestra especialmente generosa. A nuestros mercados llegan en todo su esplendor acelga, ajo, alcachofa, apio, brócoli, calabacín, calabaza, cebolla, col lombarda, coliflor, endibia, escarola, espinaca, judía verde, lechuga, nabo, pepino, pimiento, puerro, rábano, remolacha, repollo, tomate y zanahoria. Y por supuesto, la berenjena, que encontraremos en diferentes formas, colores y texturas: listadas, largas, redondas o semilargas.

Es toda una «pócima» mágica para combatir los excesos del verano y preparar y tonificar nuestro organismo para el invierno.

Posee poderosas propiedades curativas, antibacterianas y antivirales.

Gracias a sus fitonutrientes, eliminaremos los radicales libres del cuerpo, que son los encargados de dañar las células de nuestro organismo y causar enfermedades.

Y por si esto fuera poco, es un excelente diurético, antioxidante, que aporta muchos minerales al organismo y que tiene un bajo aporte calórico a nuestra dieta. Además, es fuente de fibra, con lo que combate el estreñimiento.

En la cocina es un ingredientes de lo más polifacético. Está exquisita cortada en forma de bastones y frita (con toque de miel de caña al más puro estilo califal), rellenas de carne o verduras al horno resultan deliciosas, cocinadas dentro de un buen pisto aportan textura al guiso, aunque también podemos hervirlas para dar sabor a un sencillo puré de verduras.