Actualidad Sevilla

La Campana inaugura un nuevo obrador en Santiponce

Por M.B.,

La confitería La Campana inaugurará el próximo jueves las nuevas instalaciones del obrador de confitería y catering en Santiponce varios meses después de que se cerrara el antiguo ubicado en el restaurante La Reja. Supone el traslado del antiguo, ubicado a unos metros de la histórica cafetería y que cerró el pasado mes de julio, a unas modernas instalaciones en la que los propietarios han realizado una importante inversión de más de 400.000 euros.
 

El antiguo obrador, cuyas instalaciones están ahora a la venta, se situaba en la calle Vargas Campos, donde se ubicaba el restaurante La Reja, cuyas dependencias fueron puestas a la venta por los propietarios. Y también el mismo lugar donde antiguamente estuvo el convento de dominicas Santa María de Pasión. El nuevo obrador se inaugura oficialmente el próximo jueves aunque ha funcionado a pleno rendimiento desde las pasadas Navidades y de hecho, en esas instalaciones se elaboraron ya los dulces para la campaña de las pasada temporada.

 

Uno de los propietarios del establecimiento, Borja Hernández, ha destacado «el importante sacrificio» que ha realizado el grupo par las nuevas instalaciones, sobre todo en una época como la actual de crisis económica. Pese a ello La Campana ha apostado por la inversión y ha comprado las naves de Santiponce reformándolas para instalar el nuevo horno que será presentado en sociedad el próximo jueves en un acto en el que los dueños estarán acompañados de familiares, amigos así como proveedores de café, refrescos o cerveza.

 

Desde la empresa se destaca que el nuevo obrador ha sido equipado con todo los necesario para adaptarse a la normativa sanitaria actual, pero conservado la producción artesanal y respetando fielmente las recetas centenarias de sus especialidades. Será el lugar donde se elaboren yemas sevillanas, lenguas de almendras, tortas de polvorón, cortadillos y tortas de aceite Y también los artículos de temporada: torrijas y pestiños durante la cuaresma; primor de hojaldre, nueces al fondant, mantecados y roscos de reyes durante Navidad; y los panellets y huesos de santo en noviembre.

 

La confitería La Campana fue inaugurada en 1885 por Antonio Hernández Merino y actualmente regentada por la cuarta generación de la familia, por Borja Hernández Medina y José Antonio Hernández Muñoz. José Martinez López, conocido como el conde de las natillas, de la peña humorística «Er 77» fue su maestro pastelero durante muchos años y fue distinguido con la medalla al trabajo. Con las nuevas instalaciones que se inaugurarán el próximo jueves La Campana espera tener cuerda para ciento treinta y dos años más.