Ybarra te propone varias recetas para agasajar a los invitados que van a sentarse en la mesa y, sobre todo, poner el ingrediente universal: un pellizco de amor

Desplegar todas las dotes culinarias en la cocina a veces no es suficiente para ser un gran chef navideño. Es importante elegir bien la receta que vamos a cocinar para agasajar a los invitados que van a sentarse en la mesa y, sobre todo, poner el ingrediente universal para que todos los platos salgan bien: un pellizco de amor.

Para estas fiestas, en Ybarra, encontramos grandes recetas para cocinar y sorprender a todos. Entre sus recomendaciones encontramos tres platos que seguro os harán quedar como grandes cocineros esta Navidad:

 

CMYK b‡sico

Solomillo en hojaldre o Wellington

Es un plato tradicional de Navidad. Para su elaboración se necesitan: aceite de oliva Virgen Extra, 1 solomillo de cerdo o de ternera, 200 g de paté de foie gras, 10-12 nueces peladas, 8-10 lonchas de jamón serrano o ibérico, 1 lámina de hojaldre (mejor rectangular) y sal.

Ponemos 3 cucharadas de aceite en una sartén grande y cuando esté caliente introducimos el solomillo sellándolo por todos lados. Lo sacamos, salpimentamos y dejamos enfriar. Mientras, picamos las nueces y las mezclamos en un bol junto con el paté. Extendemos lonchas de jamón en un papel film a caballito una sobre otra para no dejar huecos. Cubrimos con la mezcla anterior y ponemos el solomillo en un extremo y lo enrollamos ayudándonos con el papel film. Lo apretamos bien y guardamos en la nevera 10 minutos.

Pasado este tiempo, lo sacamos quitándole el film y lo ponemos sobre el hojaldre extendido sobre otro papel film y volvemos a enrollar. Apretamos y lo dejamos en la nevera otros 15 ó 20 minutos. Sacamos y lo introducimos en el horno precalentado a 180 ºC unos 15 ó 20 minutos, dependiendo del punto que se quiera lograr.

 

Salmón Wellington

Para aquellos que prefieren tomar salmón está esta original alternativa utilizando la misma técnica anterior pero escogiendo salmón y elaborando una deliciosa mezcla en la sartén con: aceite de oliva Virgen Extra, queso, puerros, ajos y espinacas para cubrir el salmón. En este caso solamente lo salamos y pondremos en el hojaldre la mezcla para cubrir la parte del pescado que no tiene piel.

Una vez envuelto en el hojaldre, introduciremos en el horno precalentado a 180 ºC con la parte de la piel hacía arriba hasta que esté bien dorado. Los ingredientes que necesitaremos son: 1 bote de espinacas, 1 lomo de salmón limpio de piel y espinas por persona (200 g aprox.), 1 lámina de hojaldre rectangular, 200 g de queso crema, 1 puerro, 1 diente de ajo, yema de huevo para pintar el hojaldre y aceite de oliva Virgen Extra.

 

Mantecados de chocolate

Y, por último, todo chef navideño ha de tener su dulce de Navidad listo para todos. Y este año estos manjares pueden elaborarse en casa para ganar aún más en sabor. Se necesitarán: 150 ml de aceite de oliva Virgen Extra, 500 g de harina de pastelería, 250 g de azúcar glacé, 80 g de cacao en polvo, 2 cucharadas de canela molida, 1 cucharada de ajonjolí (sésamo tostado).

El primer paso y más importante es secar la harina en el horno a 125ºC durante una hora, este paso es fundamental para que nuestros mantecados tengan la misma textura que los mantecados tradicionales.

Pasamos la harina que hemos secado a un bol y añadimos el cacao, el azúcar glacé y mezclamos. Tamizamos con un colador grande de malla fina. Entonces, añadimos el aceite de oliva Virgen Extra y mezclamos bien hasta conseguir una masa seca. La extendemos sobre una mesa con unos 2 cm de espesor; espolvoreamos con ajonjolí y cortamos con un vaso pequeño o un cortapastas. Horneamos una media hora a 180ºC y cuando el chocolate esté seco lo sacamos y ya tenemos nuestros exquisitos mantecados de aceite de oliva Virgen Extra.