Ligero y sabroso no tienen por qué ser incompatibles. De eso damos cuenta hoy con las miles de recetas que podemos encontrar para eliminar esos kilos de más.

Para empezar, no hay alimentos que tengan por sí mismos efectos adelgazantes o que ayuden a quemar grasas, al igual que tampoco hay por qué renunciar a muchos productos sino más bien a la cantidad que se ingiere de ellos. Tampoco hay por qué hacerse vegetariano, aunque muchas de las dietas adelgazantes tiren de las verduras para conseguirlo, ni hay que reducir el número de comidas sino más bien lo contrario, hacer las cinco que mandan los expertos.

Y por eso aquí se recomiendan diez recetas que podrían hacer perfectamente aunque estén bajo el dominio del peso. Como aperitivo podría optar por Mejillones a la peruana, una creación culinaria con bajo contenido graso y calórico, y altamente protéico; o Gazpacho de fresas.

Para ensaladas puede ser aún más creativo y pasar por alto la sencilla Ensalada de coliflor, para añadir a nuestro plato productos del mar, que tanto sabor pueden aportar a las verduras, como es el caso de los Corazones de alcachofas con aliño de gambas salteadas, o incluso mezclarlos con algo de fruta como la Ensalada de gambas, gulas y mango.

No hay alimentos que tengan por sí mismos efectos adelgazantes

Como primer plato sin embargo, hay para elegir dentro de la variedad de pescado existente entre Filetes de lenguado rellenos de gambas con espinacas,Lomo de besugo al vapor sobre torneado de verduras con aceite de cebollino, o Rape a la plancha sobre cama de berberechos y alcachofas.

Pero si prefiere carne puede recurrir a la clásica Pechuga de pollo asada con ensalada una carne con muy poca grasa, al igual que ocurre con los Rollitos de pavo rellenos de verduras.

Recomendaciones

Estas son pequeñas pautas para convertir nuestro menú en light:

• No hay por qué evitar los entrantes si se tiene en cuenta que la verdura debe ser la estrella en todas las tapas.

• Con la ensalada hay que fijarse en la forma de aliñarla, todo lo asado se convierte en más light, así que unas buenas verduras asadas combinadas con salsas realizadas con yogures light son lo más adecuado.

• Si usted es más de pasta, arroz o legumbres lo mejor es acompañarlos con verduras.

• Para evitar los ingredientes más grasos como el cerdo o el cordero, podemos sustituirlos por conejo, pavo o pollo de menos contenido calórico. Para eliminar el tópico de que lo light es insípido, se pueden macerar los alimentos con hierbas aromáticas y especias durante su asado, ya que lo frito siempre es más calórico.

• En cuanto a las salsas debemos evitar el uso de la nata para espesarlas, sustituyendo este ingrediente por bechamel a base de harina integral y leche desnatada.

Diez recetas ligeras

1. Mejillones a la peruana
2. Filetes de lenguado rellenos de gambas con espinacas
3. Lomo de besugo al vapor sobre torneado de verduras con aceite de cebollino
4. Pechuga de pollo asada con ensalada
5. Corazones de alcachofas con aliño de gambas salteadas
6. Gazpacho de fresas
7. Rape a la plancha sobre cama de berberechos y alcachofas
8. Ensalada de gambas, gulas y mango
9. Rollitos de pavo rellenos de verduras
10. Ensalada de coliflor