Nombre Bodegas Trasmallo
Dirección Dolores Ibárruri, 29 ()
Horario De 12.00 horas a cierre
Teléfono 957282639
¿Tiene Cruzcampo?
Terraza

Si uno espera encontrar una bodega al estilo tradicional, o una bodeguilla, nada más lejos… El nombre sorprende, porque este moderno restaurante no tiene nada que ver con una bodega o taberna a la usanza. Se trata de un espacio agradable ubicado en una zona amplia con bonitos jardines y público joven, donde los hermanos Óscar y Alberto Ceular ofrecen su buen hacer.

 

Ocho años que han pasado volando, desde que inauguraran el local, y su sinceridad con respecto a los distintos productos hace que su restaurante sea una opción confiable. Gran terraza cubierta, barra y comedor son los espacios que ofrecen a sus clientes los hermanos Ceular, que por otra parte son pacientes, agradables y profesionales, cuestiones clave para que funcione un negocio de este tipo. Antes de empezar, detalles como el pan caliente acompañado de buenos picos y un excelente aceite de oliva para entretener mientras uno se decide, son clave para sentirse bien desde el primer momento. Las bebidas llegan enseguida en copas grandes y bien servidas. La cosa pinta bien.

 

De carta generosa, por ella transitan carnes y pescados –estos últimos excepcionales-, arroces, guisos y picoteo más informal como ensaladas, fritos, huevos y embutidos. Por tanto, es posible hacer un almuerzo formal o disfrutar de platos compartidos y menú relajado en la terraza, donde las agradables mesas camilla con brasero incluido permiten estar incluso en días fríos. Los platos tienen una excelente presentación, y consiguen el punto exacto en los pescados, algo realmente difícil, aunque quizás tendrán que repensar las decoraciones con salsas. Platos auténticos, en los que lo que se encuentra calidad sin adornos innecesarios, aquí no hay pretensiones, sino buena cocina. Es una línea inteligente que deben cuidar.

 

Rematamos con postres caseros bien elaborados al estilo clásico pero versionados a mejor, cosa complicada. No son aburridos y repetitivos, y tampoco caen en el abrumador exceso que también se da hoy en día y que aburre tanto como la otra opción. Sé que resulta difícil guardar el equilibrio, pero los hermanos Ceular consiguen ofrecer buen producto y buena cocina sin los excesos barrocos y trasnochados de los que piensan que mientras más se pone en un plato, mejor será este. Gran equivocación en la que caen muchísimos restauradores y cocineros. Es necesario elegir, seleccionar, y esto hacerlo con criterio.

 

Hay que decir que junto a Bodegas Trasmallo se encuentra su hermano menor, Ultramarino, un gastrobar ligero pero con una gran cocina y también excelente oferta. Me ha gustado la inteligente fórmula para captar a otro tipo de público, con idéntica calidad y muy buen precio, en la misma zona: hamburguesas de calidad, tostas, canelones, milhojas y muchas sorpresas para iniciar a quienes con poco presupuesto quieran acercarse a una buena cocina. Desde luego, la cocina madre es Trasmallo. Nada precocinado, todo parte de los fogones de Bodegas Trasmallo y de las mismas manos, una excelente elección.