Nombre Restaurante Bolonia
Dirección C/Inca Garcilaso, 3. Edificio Expo (World Trade Center) ()
Horario De 13:30 a 16:30. Cierra sábados y domingos
Teléfono 955388234
¿Tiene Cruzcampo?
Terraza

“El parque tecnológico de la Cartuja por fin tiene otro sitio donde comer bien, a mesa y mantel”

La verdad es que tampoco había que devanarse más el cerebro. Si eres de Tarifa, como el propietario de este restaurante y quieres ofrecer lo mejor de tu tierra, lo lógico es centrarse en sus productos más demandados: el atún rojo y el retinto. Y, por no llevarles la contraria, es lo que hicimos. Eso sí, con un poco de queso pajarete y payoyo, ambos de la sierra de Cádiz, por delante.

Este restaurante está en el World Trade Center -ahora rebautizado como Edificio Expo- y junto al restaurante Sabina son los dos los únicos sitios donde se puede comer a mesa y mantel en un parque tecnológico donde trabajan a diario miles de personas.

Una vez que hemos dado cuenta de los quesos, nos hemos enfrentados a una rotundas y cremosas croquetas de retinto. Y para refrescar el paladar ante de cosas más serias hemos probado la ensalada de costrones de ijada de atún macerado con fruta. Original, atrevida y resultona.

Así seguimos con atún, e incapaces de decidirnos por su oferta, pedimos el 3 en 1, lo que ellos llaman el encierro de ventresca, tarantelo y mormo de atún rojo. Hoy ha ganado el mormo, pero los tres eran exquisitos , y eso que se les ha pasado de punto un poco.

Cerramos la comida con una hamburguesa -de retinto, cómo no- fuerte y haciendo honor a la carne de la que procede, pero con una salsa de queso y , sobre todo, un pisto extraordinario que la redondeaban.

La carta de postres es corta, pero caseros y exquisitos. Al menos la tarta de queso y el soberbio brownie de chocolate, casi líquido, nada apelmazado. Sorprendente.

Si a lo anterior le sumamos un servicio profesional y amable, y un local que da al jardín interior del edificio, habremos dado con un sitio más a tener en cuenta si vamos a esa zona de la ciudad a trabajar, que para eso sólo abren los mediodías.