Los berberechos enriquecen el plato con proteínas, y son fuente de minerales como hierro y fósforo
½ kilo de alubias blancas
½ kilo de berberechos
1 cebolla
2 dientes de ajo
100 ml. de aceite de oliva
1 cucharadita de pimentón dulce
laurel
perejil
tomillo
pimienta en grano y sal.
Calorías 284 kcal / 100gr
Proteína 21.1 gr / 100gr
Grasa 1.6 gr / 100gr
Hidratos de carbono 34.7 gr / 100gr
Índice glucémico 35

Este plato, está cocinado con una base de Verduras y legumbres y pertenece a los platos de la cocina Tradicional. Por regla general se consume, principalmente, durante Todo el año, y se suele servir a los comensales como Primer plato.

La primera propuesta del día es un delicioso guiso de alubias blancas con berberechos, un plato muy completo desde el punto de vista nutricional.

Alubias blancas con berberechos

 Así lo cocinamos

La noche anterior a la elaboración de la receta, dejamos las alubias en remojo.
Al día siguiente, escurre las alubias e introdúcelas en una olla con agua fría. Ponemos al fuego y, cuando rompa el hervor, añadimos un vaso de agua fría y dejamos que vuelva a hervir.
Añade a la olla las hierbas y la pimienta y cocinamos a fuego suave hasta que las alubias estén bien tiernas.
Pica la cebolla y los ajos para sofreír el conjunto en una sartén con un poco de aceite. Una vez la cebolla esté bien pochada y el ajo comience a coger color, añadiremos el pimentón dulce y, acto seguido, un cucharón del agua de cocer las alubias. Agrega los berberechos y tapamos.
Cuando se hayan abierto todos los berberechos, los juntaremos con las alubias y daremos un hervor de otros 10 minutos.

 Trucos y Consejos

Para hacer que los berberechos expulsen la arena que puedan contener, introdúcelos en agua con sal 1 hora antes de cocinarlos.

 Información Nutricional

Las alubias blancas, protagonistas de esta preparación, son ricas en proteínas vegetales de gran calidad, así como en hidratos de carbono complejos. También son muy ricas en fibra dietética, las cuales no encontramos en las proteínas de origen animal. Además, esta legumbre destaca por su alto contenido en minerales y vitaminas.
Por su parte, los berberechos enriquecen el plato con proteínas, y son fuente de minerales como hierro y fósforo. Están desaconsejados en caso de hiperuricemia o gota, por su contenido en purinas.

Base del plato
Estacionalidad
Calorías
Tipo de cocina