El brócoli pertenece a la familia de las crucíferas, que tienen un olor característico debido a su contenido en compuestos sulfurados
1 kg. de brócoli
2 patatas
20 almejas
2 dientes de ajo
50 ml. de vino blanco
50 ml. de agua
perejil picado
sal y aceite de oliva.
Calorías 33 kcal / 100gr
Proteína 3.5 gr / 100gr
Grasa 0.2 gr / 100gr
Hidratos de carbono 2.6 gr / 100gr
Índice glucémico 15

Este plato, está cocinado con una base de Verduras y legumbres y pertenece a los platos de la cocina Tradicional. Por regla general se consume, principalmente, durante Todo el año, y se suele servir a los comensales como Primer plato.

El brócoli es un alimento muy saludable,que se caracteriza por su elevado contenido en vitamina C y sustancias antioxidantes, muy beneficiosas para la salud. Hoy lo acompañamos con patatas y almejas, que nos van a aportar hidratos de carbono, proteínas y minerales.

El brócoli pertenece a la familia de las crucíferas, que tienen un olor característico debido a su contenido en compuestos sulfurados. Se ha comprobado que dichas sustancias reducen considerablemente el riesgo de padecer ciertos tipos de cáncer, por lo que es muy recomendable su consumo habitual.
Al igual que todas las verduras, el brócoli posee un valor energético muy bajo. Es también una gran fuente de fibra, y contiene vitamina C, ácido fólico y betacarotenos, éstos últimos con propiedades antioxidantes.
En esta receta acompañamos el brócoli con patatas, ricas en hidratos de carbono complejos, y almejas, que van a aportarnos una buena cantidad de proteínas y minerales.

 Así lo cocinamos

Corta el brócoli en pequeños ramilletes. Las patatas las pelaremos y las tornearemos, cortándolas en gajos y dándoles forma de balón de rugby. Pon a cocer las patatas y el brócoli en recipientes separados.
Lamina los ajos y sofríelos en una sartén con un chorrito de aceite de oliva. Una vez comiencen a dorarse, incorpora las almejas y el vino blanco. Espera a que se evaporen los alcoholes del vino y añade el agua. Cocina a fuego suave, y con la tapadera puesta, hasta que las almejas se abran.
Agrega las patatas torneadas y el brócoli, sazona y cocina a fuego suave durante un par de minutos.
Sirve el brócoli en el centro de un plato. Alrededor de éste dispondremos las patatas y las almejas.
Salsea con el jugo de la cocción y espolvorea con perejil picado.

 Trucos y Consejos

Antes de cocinar las almejas debemos introducirlas en un recipiente con agua fría y sal para que éstas suelten la arena que puedan contener.

Base del plato
Estacionalidad
Calorías
Tipo de cocina