Esta receta también se puede envasar y cocer al baño maría para conservarla durante varios meses.
1 kg. de tomates cherrys
4 guindillas
200 cc. de vinagre
400 gr. azúcar moreno
1 cebolla
1 pimiento verde
8 clavos de olor
1 cucharada de canela molida
1 cucharada de jengibre molido
8 granos de pimienta negra
1 cucharadita de nuez moscada molida
4 cucharadas de hojas de cilantro fresco y sal.
Calorías 23 kcal / 100gr
Proteína 0.8 gr / 100gr
Grasa 0.2 gr / 100gr
Hidratos de carbono 35 gr / 100gr
Índice glucémico 30

Este plato, está cocinado con una base de Verduras y legumbres y pertenece a los platos de la cocina Tradicional. Por regla general se consume, principalmente, durante Todo el año, y se suele servir a los comensales como Entrante.

Este chutney que presentamos hoy es un excelente acompañante para cualquier plato, cuyo sabor agridulce y picante sólo es apto para los más atrevidos.

 

Chutney de guindillas y tomatitos

 Así lo cocinamos

Lavar bien los tomates y las guindillas. Cortar estas últimas a trozos y los tomates por la mitad. Introducir todo en una cazuela, añadiendo la cebolla picada, el resto de los ingredientes y las especias.

Cocer a fuego lento, como si fuera una mermelada, durante unos 45 minutos, removiendo con frecuencia.

Se puede servir tal y como sale de la cazuela, en trozos, o triturado en la batidora.

 Trucos y Consejos

Esta receta también se puede envasar y cocer al baño maría para conservarla durante varios meses.

 Información Nutricional

El tomate, principal ingrediente de esta receta, es rico en vitaminas C y E y en sustancias antioxidantes, muy beneficiosas para el organismo. También es muy rico en vitaminas, fibra y minerales. Pero hay que tener en cuenta que para elaborar este chutney se ha utilizado azúcar, que incrementará el contenido calórico del plato.

Datos nutricionales del tomate cherry:

Base del plato
Estacionalidad
Calorías
Tipo de cocina