Plato poco calórico, sin apenas colesterol y lleno de proteínas y vitaminas.
1´200 Kg. de conejo
100 gr. de cebolla
100 gr. de pimiento verde
300 gr. de calabacines
200 gr. de tomates
8 cucharadas soperas de aceite de oliva
sal y pimienta blanca.
Calorías 88 kcal / 100gr
Proteína 10 gr / 100gr
Grasa 5.2 gr / 100gr
Hidratos de carbono 0 gr / 100gr
Índice glucémico 0

Este plato, está cocinado con una base de Aves y caza y pertenece a los platos de la cocina Tradicional. Por regla general se consume, principalmente, durante Todo el año, y se suele servir a los comensales como Segundo plato.

Una vez tengamos el conejo troceado y salpimentado, lo doramos en una cazuela con un poco de aceite a fuego fuerte.
Cuando esté bien dorado, vertemos una copita de vino blanco y dejamos que se evapore el alcohol.

Conejo con pisto

 Así lo cocinamos

Mientras, elaboramos el pisto: Troceamos en daditos la cebolla, el calabacín y el pimiento verde. Los cocinamos en otra cazuela a fuego suave. Troceamos ahora los tomates y les extraemos el jugo. Los añadimos al pisto.
Agregamos el pisto al conejo, ponemos la tapadera y cocemos suavemente durante 40 minutos. Remover de vez en cuando para que no se nos pegue al fondo.
Ponemos a punto de sal, apartamos del calor y dejamos reposar 5 minutos.
Servimos el conejo, bien caliente, acompañado con el pisto.

 Trucos y Consejos

Los guisos ganan mucho de un día para otro. Por ello, lo ideal es consumir esta receta al día siguiente de su elaboración.
 

 

 Información Nutricional

La carne de conejo es una de las más magras que hay. Es un alimento muy rico en proteínas que combina a la perfección con los nutrientes reguladores del organismo de las verduras del pisto, que además aportan vitaminas. En resumen, se trata de un plato poco calórico, sin apenas colesterol y lleno de proteínas y vitaminas.

 

Base del plato
Estacionalidad
Calorías
Tipo de cocina