Las croquetas de toda la vida, un entrante muy nutritivo
100 gr. de jamón curado picado
100 gr. de pollo cocido
100 gr. de mantequilla
100 gr. de harina
1 l de leche
1 huevo batido
pan rallado y sal.

Este plato, está cocinado con una base de Otros y pertenece a los platos de la cocina Tradicional. Por regla general se consume, principalmente, durante Todo el año, y se suele servir a los comensales como Entrante.

Ponemos en una cazuela a calentar la mantequilla cortada en dados. Una vez se funda añadimos el jamón y el pollo, todo bien picadito. Añadimos la harina y removemos bien, rehogándolo todo.

Croquetas de jamón y pollo

 Así lo cocinamos

Poco a poco, vamos incorporando la leche, sin dejar de remover. Añadimos sal, y removemos bien unos minutos. A continuación, extendemos la masa en una fuente y dejamos que se enfríe. La cubrimos con papel transparente para que no se forme costra. Una vez fría la masa, la cortamos y moldeamos las croquetas.
Cuando ya hayamos formado las croquetas, ponemos abundante aceite a calentar. Mientras, vamos pasando las croquetas por huevo y pan rallado.
Finalmente freímos las croquetas hasta que queden bien doradas.
 

 Trucos y Consejos

Para que las croquetas nos queden con una bonita forma es importante que  las moldeemos cuando la masa esté fría. Esto quiere decir que para degustar unas ricas croquetas elaboradas por nosotros mismos deberemos hacer la masa con una antelación de unas ocho horas como mínimo. Algunos ingredientes que pueden ir en las croquetas, como chorizo o jamón serrano, pueden aportar exceso de grasa a la masa, por lo que es preferible freírlo troceado en la mantequilla antes de echar la harina y sacarlo dejándolo desengrasar.
Las freiremos en una freidora o en una sartén con abundante aceite caliente a 200º C justo en el momento que comience a humear el aceite. Una vez que estén ya fritas también es importante sacarlas bien doradas sobre un plato con papel de cocina para que absorba los restos de la grasa de la fritura. Una vez fritas es importante consumirlas al instante porque cuando se enfrían pierden parte del encanto. Una masa cremosa y caliente en el interior recubierta de una capa crujiente en el exterior. Así es como deben quedar nuestras croquetas.

 Información Nutricional

Las croquetas son uno de los aperitivos más consumidos y apreciados, si bien los ingredientes que se utilizan para su elaboración, principalmente los que se emplean para elaborar la salsa bechamel, así como su modo de cocinado, las convierte en un plato bastante calórico, por lo que conviene consumirlas de forma esporádica, más aun si se padece un problema de exceso de peso o se tienen niveles altos de colesterol o triglicéridos en sangre.
En esta receta, las coquetas se elaboran principalmente con carne de pollo fuente de proteínas de alto valor biológico y pequeñas cantidades de diferentes hortalizas, que aportan a las croquetas algunas vitaminas, minerales y sustancias de acción antioxidante.
Gracias a su contenido en nutrientes, las croquetas pueden ser consideradas como un alimento interesante desde el punto de vista nutricional y su contenido calórico ( aproximadamente entre 140 y 200 calorías por cada 100 gramos) es menor de lo que se puede pensar. Sin embargo, conviene no olvidar que las croquetas requieren una fritura para poder ser consumidas, una técnica culinaria que va a hacer que el contenido calórico y graso de las croquetas aumente de forma importante. Aunque si se desea disfrutar de un plato de croquetas, este contenido calórico extra que aporta el aceite de la fritura, puede reducirse de forma notable si las croquetas se introducen en el aceite cuando éste ya está caliente, para que se pueda formar una costra alrededor de las croquetas que evite la entrada de aceite. También conviene depositarlas una vez que están fritas sobre un trozo de papel de cocina absorbente, para que así el aceite sobrante que queda en la superficie de las croquetas sea absorbido por el papel. De todos modos, para llevar a cabo una dieta lo más sana y equilibrada posible, conviene no abusar de este tipo de productos.

 

Base del plato
Estacionalidad
Calorías
Tipo de cocina