El parmesano rallado contribuye al aumento del valor calórico del plato debido principalmente a su contenido graso, si bien aporta cantidades importantes de proteínas, y de algunos minerales
2 berenjenas
200 gr. de queso parmesano rallado
aceite de oliva
sal
100 gr. de jamón ibérico en lonchas.
Calorías 22 kcal / 100gr
Proteína 1.2 gr / 100gr
Grasa 0.1 gr / 100gr
Hidratos de carbono 2.3 gr / 100gr
Índice glucémico 20

Este plato, está cocinado con una base de Otros y pertenece a los platos de la cocina Creativa. Por regla general se consume, principalmente, durante Todo el año, y se suele servir a los comensales como Entrante.

A continuación preparamos un original aperitivo de crujiente de parmesano con berenjenas asadas, un plato muy fácil de elaborar y que contiene todo el sabor del Mediterráneo.

 Así lo cocinamos

Para elaborar los crujientes de queso, coloca varios montoncitos de parmesano rallado sobre una bandeja de horno forrada con papel sulfurizado. Ahora hornea a 100 ºC hasta que el queso se haya fundido. Llegados a este momento, sacamos la bandeja del horno y dejamos enfriar en la misma bandeja. Una vez fríos los crujientes, los sacaremos de la bandeja con la ayuda de una espátula.
Las berenjenas las cortaremos longitudinalmente en láminas muy finas (con piel). Ahora las untaremos con aceite de oliva, sazonaremos e introduciremos en el horno, precalentado a 180ºC, hasta que queden cocinadas (unos 20 minutos).
Ahora intercala los crujientes de parmesano con las láminas de berenjena horneadas, de manera que formemos una especie de milhojas.
Por último, acompaña el plato con unas lonchas de jamón ibérico.

 Trucos y Consejos

Si lo deseas puedes emplear otros tipos de queso. Eso sí, procura que estén bien curados, pues el resultado será mejor.

 Información Nutricional

La berenjena es una hortaliza con un bajo contenido calórico ya que contiene gran cantidad de agua. Carece de fibra, excepto una pequeña cantidad en la piel y las semillas. El potasio es su mineral mayoritario.
El parmesano rallado contribuye al aumento del valor calórico del plato debido principalmente a su contenido graso, si bien aporta cantidades importantes de proteínas, y de algunos minerales.

Base del plato
Estacionalidad
Calorías
Tipo de cocina