La sémola de trigo con la que se elabora el cuscús se obtiene de la molienda de trigo duro refinado
400 gr. de sémola de trigo
2 cebolletas
16 gambas peladas
jengibre fresco
salsa de soja
200 gr. de judías verdes
1 pimiento amarillo
1 pimiento rojo
100 gr. de setas shiitake
1 zanahoria
aceite de oliva y sal.
Calorías 227 kcal / 100gr
Proteína 5 gr / 100gr
Grasa 1 gr / 100gr
Hidratos de carbono 71 gr / 100gr
Índice glucémico 65

Este plato, está cocinado con una base de Otros y pertenece a los platos de la cocina Tradicional. Por regla general se consume, principalmente, durante Todo el año, y se suele servir a los comensales como Primer plato.

El cuscús, llamado antiguamente alcuzcuz, es un plato tradicional de Marruecos y Argelia hecho a base de sémola de trigo. Las primeras referencias que se tienen de este alimento proceden de un escrito anónimo de cocina fechado en el siglo XIII.
Hoy acompañamos el cuscús con verduras y gambas, obteniendo así un plato muy completo desde el punto de vista nutricional.

 Así lo cocinamos

Comenzamos poniendo el cuscús en remojo.
Limpia las setas y trocéalas. A las judías verdes les retiraremos las hebras laterales y las cortaremos en rombos. En cuanto a las zanahorias, pélalas y córtalas en bastoncitos. Cocina todas estas verduras al vapor, hasta que queden “al dente”, y las reservamos.
Lava los pimientos y córtalos en juliana. La cebolleta también la cortaremos en juliana.
Calienta un poco de aceite de oliva en una sartén y saltea en ella los pimientos, la cebolleta y las gambas. Ahora incorpora a la sartén las verduras anteriores, un poco de ralladura de jengibre y unas gotas de salsa de soja.
Cuece el cuscús en la vaporera y mézclalo con el salteado anterior. Añade un poco de cebollino picado y emplatamos.

 Trucos y Consejos

Hemos de tener en cuenta que existen varios tipos de cuscús, por lo que el tiempo de cocción será distinto. Por ello, siempre es conveniente fijarse en las indicaciones del fabricante.

 Información Nutricional

La sémola de trigo con la que se elabora el cuscús se obtiene de la molienda de trigo duro refinado. El trigo ha sido un alimento básico durante generaciones, y aún lo sigue siendo. Es rico en hidratos de carbono. El germen de trigo es rico en proteínas, pero es aconsejable combinarlo con carnes o legumbres para que la dieta sea equilibrada. En la cocina oriental, la sémola es la base del cuscús, y en el sur de España se usa también para hacer platos tan típicos como las gachas o las migas.
Hoy acompañamos el cuscús con una buena variedad de verduras, las cuales van a aportarnos una importante cantidad de vitaminas, minerales, fibra y sustancias antioxidantes, fundamentales para combatir los radicales libres que se encuentran en el entorno y que son causantes de un buen número de enfermedades de carácter degenerativo.
En cuanto a las gambas, enriquecerán el plato con proteínas de gran valor biológico, pero también con purinas, por lo que aquellas personas que padezcan de hiperuricemia (gota) deberán moderar el consumo de este crustáceo.

Base del plato
Estacionalidad
Calorías
Tipo de cocina