Las empanadillas son un alimento muy completo, ya que contienen una gran variedad de nutrientes
16 obleas para empanadillas
½ kg. de carne de ternera picada a cuchillo
1 cebolla
1 cucharadita de pimentón dulce
1 cucharadita de comino
100 gr. de aceitunas picadas
2 huevos cocidos y picados
1 pizca de pimienta negra
1 cucharada de azúcar y ½ cucharada de aceite.

Este plato, está cocinado con una base de Otros y pertenece a los platos de la cocina Tradicional. Por regla general se consume, principalmente, durante Todo el año, y se suele servir a los comensales como Entrante.

Lo primero que tenemos que hacer es picar la cebolla y refreírla en una sartén con un poco de aceite de oliva.

Empanadillas criollas

 Así lo cocinamos

Una vez ésta tenga un aspecto transparente, añadiremos la carne picada y rehogaremos el conjunto a fuego moderado.
Condimentamos con la pimienta, el comino, el pimentón y el azúcar. Removemos bien para que se mezclen todos los sabores.
A continuación, incorporamos el huevo cocido y picado junto con las aceitunas también picadas.
Una vez la carne esté cocida, ya podremos retirar del fuego.
Dejaremos enfriar durante al menos media hora.
Transcurrido ese tiempo, ya podremos armar las empanadillas: Colocamos una cucharada de relleno en el centro de cada oblea y cerramos. Podemos cerrar las empanadillas mediante el “repulge” (trenzado que se realiza en el borde) o, si lo preferimos, presionando con un tenedor.
Introducimos las empanadillas en el horno durante 12 minutos (o hasta que estén bien doradas) a 180ºC.

 Trucos y Consejos

Si lo deseamos, podemos añadirle una cucharada de salsa de tomate a nuestro relleno. Así, éste quedará más jugoso.

 Información Nutricional

Las empanadillas tienen una gran aceptación entre los diferentes sectores de la población, aunque es en el colectivo infantil donde mayor éxito suelen tener.
Es un alimento muy completo, pues contienen una gran variedad de nutrientes.
La masa de las obleas aportará hidratos de carbono a las empanadillas.
También vamos a encontrar proteínas de alto valor biológico, incorporadas por la carne picada. La cebolla, por su parte, es una buena fuente de sustancias de acción antioxidante, que potencian el sistema inmunológico y nos ayudan a reducir el riesgo de padecer enfermedades de carácter degenerativo.

Base del plato
Estacionalidad
Calorías
Tipo de cocina