Los mejillones son muy ricos en proteínas de alto valor biológico, así como en hierro
Un manojo de pencas de acelga
3 cebolletas
200 gr. de judías verdes
2 tomates rojos
100 gr. de habas
100 gr. de beicon
1 kilo de mejillones
100 gr. de aceitunas negras
una pizca de azúcar
un limón
vinagreta (aceite de oliva
vinagre de Jerez y sal).
Calorías 68 kcal / 100gr
Proteína 10 gr / 100gr
Grasa 2 gr / 100gr
Hidratos de carbono 2.3 gr / 100gr
Índice glucémico 0

Este plato, está cocinado con una base de Ensaladas y pertenece a los platos de la cocina Tradicional. Por regla general se consume, principalmente, durante Otoño / Invierno, y se suele servir a los comensales como Primer plato.

Ahora os proponemos una ensalada preparada con verduras de temporada y mejillones, todo un deleite para el paladar, y un tesoro nutricional que nos va a aportar todos los nutrientes que necesita nuestro organismo.

Ensalada de verduras de temporada con mejillones

 Así lo cocinamos

En primer lugar, asa los tomates. Para ello, escáldalos, pélalos, córtalos en gajos y hornéalos durante 10 minutos a 150ºC.
Limpia los mejillones, es decir, quítales las “barbas” y las incrustaciones de las conchas. Ahora colócalos en una cazuela con un chorrito de agua, pon la tapadera y lleva al fuego. Una vez se hayan abierto todos los mejillones, retíralos del fuego, saca la carne y resérvalos.
Las pencas y las judías las lavaremos y cortaremos en juliana para cocerlas en agua hirviendo con una pizca de sal. Una vez cocidas, escúrrelas y resérvalas.
Las habas las desgranaremos para escaldarlas también en agua con sal.
Ahora pela las cebolletas y córtalas en juliana para pocharlas en una sartén con un poco de aceite de oliva. Una vez pochadas, añade el beicon picado. Rehoga el conjunto durante un par de minutos.
Incorpora a la cebolleta y el beicon las verduras anteriores y saltea todo durante unos instantes.
Prepara un aceite de aceitunas negras triturando éstas con un poco de aceite de oliva.
Emplata una cama de verduras salteadas. Sobre ésta dispondremos los mejillones, y alrededor los tomates asados y unos hilos de aceite de aceitunas.

 Trucos y Consejos

Para que los mejillones queden bien jugosos y no se resequen, resérvalos en su propio jugo hasta el momento del emplatado.

 Información Nutricional

Para elaborar esta ensalada hemos empleado una amplia variedad de verduras de temporada. Ello va a hacer que nos encontremos ante un plato muy rico en vitaminas, minerales, fibra y sustancias de acción antioxidante.
En cuanto a los mejillones, son muy ricos en proteínas de alto valor biológico, así como en hierro, por lo que su consumo está especialmente indicado en caso de padecer anemia. Además, contienen muy pocas calorías, lo cual hace que puedan incluirse perfectamente en dietas de control de peso.

Base del plato
Estacionalidad
Calorías
Tipo de cocina