Las fabes con almejas (en asturiano, `fabes con amasueles´) es un plato asturiano de invención reciente que se ha hecho muy popular en todo el territorio español
¾ kilo de alubias blancas
½ kilo de almejas finas
75 gr. de tomate maduro
100 gr. de cebolla
½ hoja de laurel
una rama de perejil
un poco de azafrán
1 diente de ajo
½ cucharadita de pimentón dulce
aceite y sal.
Calorías 284 kcal / 100gr
Proteína 21.1 gr / 100gr
Grasa 1.6 gr / 100gr
Hidratos de carbono 34.7 gr / 100gr
Índice glucémico 35

Este plato, está cocinado con una base de Verduras y legumbres y pertenece a los platos de la cocina Tradicional. Por regla general se consume, principalmente, durante Todo el año, y se suele servir a los comensales como Segundo plato.

Pondremos las alubias en remojo durante la noche anterior. Al día siguiente, las escurrimos y pasamos a una cacerola, incorporamos la cebolla picada, el tomate (pelado y troceado), el laurel, el ajo, el perejil, el pimentón y el aceite. Cubrimos con agua fría.

Cuando las alubias estén bien tiernas, ponemos a punto de sal y dejamos cocer muy despacio.

En una sartén con un diente de ajo, abrimos las almejas. Una vez abiertas, les agregamos perejil picado y las vertemos sobre las alubias, dejándolas hervir durante 10 minutos más a fuego muy suave. Apagamos el fuego y dejamos reposar durante otros 10 minutos antes de servir.

Fabes con almejas

 Así lo cocinamos

Cuando comience a hervir, bajamos el fuego y añadimos el pimentón, dejando cocer suavemente. Debemos tener en cuenta que las alubias, para que no se desprendan de su piel, deben estar siempre cubiertas de agua.

 Información Nutricional

Las fabes son alubias blancas de gran tamaño. Es una legumbre rica en fibra, potasio y hierro, aunque de peor absorción que el de origen animal. Lo mismo sucede con sus proteínas.

Las almejas tienen un bajo contenido calórico y graso. La vitamina A de este molusco, junto con los carotenos del tomate, hacen de este plato un aliado contra las enfermedades que afectan a la piel y a las mucosas.

Base del plato
Estacionalidad
Calorías
Tipo de cocina