Una de las cosas que caracteriza al champiñón es su bajo contenido calórico, ya que gran parte de su composición es agua
200 gr. de champiñones frescos
150 gr. de fuet
1 diente de ajo
4 huevos
perejil fresco picado
aceite de oliva
pimienta negra y sal.
Calorías 34 kcal / 100gr
Proteína 4.2 gr / 100gr
Grasa 1.2 gr / 100gr
Hidratos de carbono 0.5 gr / 100gr
Índice glucémico 15

Este plato, está cocinado con una base de Huevos y pertenece a los platos de la cocina Tradicional. Por regla general se consume, principalmente, durante Todo el año, y se suele servir a los comensales como Primer plato.

Estos huevos a la cazuela son un plato muy sencillo y rápido de preparar. Además, no necesitarás demasiados ingredientes para conseguir una receta completa y nutritiva. Buen provecho!

 Así lo cocinamos

Lo primero que haremos será lavar bien los champiñones bajo el grifo. Una vez limpios, sécalos con un trapo de cocina y córtalos en cuartos.
Pica un diente de ajo y sofríelo en una cazuela con un poco de aceite de oliva. Cuando éste comience a dorar, incorpora el los champiñones y el fuet cortado en rodajas. Saltea el conjunto hasta que los champiñones hayan soltado su agua y tomen un color dorado. Entonces, añadimos los huevos y ponemos la tapadera para que la clara de éste se cuaje.
Emplata al momento y espolvorea con un poco de perejil picado.

 Trucos y Consejos

La gracia de este plato reside en la yema del huevo, que nos debe quedar líquida.

 Información Nutricional

Una de las cosas que caracteriza al champiñón es su bajo contenido calórico, ya que gran parte de su composición es agua. Es una gran fuente de vitaminas y minerales, así como de sustancias de acción antioxidante, muy beneficiosas para nuestra salud.
Hoy presentamos estos champiñones con unas rodajas de fuet y con huevo. El primero es rico en proteínas animales, pero también en grasas que van a incrementar el valor calórico del plato. Por su parte, el huevo aportará una importante cantidad de proteínas con una excelente calidad biológica.

Base del plato
Estacionalidad
Calorías
Tipo de cocina