El salmón ahumado es rico en ácidos grasos Omega 3, que nos van a ayudar a reducir los niveles de colesterol y triglicéridos en sangre
1 aguacate
1 tomate de ensalada
½ pimiento rojo
1 cebolla morada
el zumo de una lima
200 gr. de salmón ahumado en lonchas
8 placas de lasaña
8 lonchas de mozzarella
aceite de oliva
pimienta negra y sal.
Calorías 140 kcal / 100gr
Proteína 25.4 gr / 100gr
Grasa 4 gr / 100gr
Hidratos de carbono 0 gr / 100gr
Índice glucémico 0

Este plato, está cocinado con una base de Pastas y pertenece a los platos de la cocina Tradicional. Por regla general se consume, principalmente, durante Primavera / Verano, y se suele servir a los comensales como Primer plato.

Hoy os presentamos una lasaña muy original y refrescante, ideal para consumir en estos días de calor. Se trata de una receta con un aspecto muy atractivo, y que nos va a aportar una buena variedad de nutrientes.

Lasaña de guacamole, mozzarella y salmón ahumado

 Así lo cocinamos

Antes que nada, pon a cocer las placas de pasta en una olla con abundante agua hirviendo y sal.
Mientras cuece la pasta, prepara el guacamole. Para ello, corta en daditos de igual tamaño el aguacate, el tomate, la cebolla y el pimiento rojo. Colócalo todo en un bol y aliña con el zumo de lima, un poco de aceite de oliva, pimienta negra y sal.
Una vez tengamos la pasta “al dente” y enfriada, monta la lasaña intercalando capas de guacamole, queso mozarella y pasta. La última capa siempre será de salmón ahumado.

 Trucos y Consejos

Lo ideal es que el guacamole repose durante al menos una hora en el frigorífico. De este modo, los sabores se asentarán y el plato resultará más refrescante.

 Información Nutricional

Esta original lasaña nos va a proporcionar una buena variedad de nutrientes. Quizás lo más importante a destacar de esta receta, desde el punto de vista nutricional, es la presencia de salmón, que es rico en ácidos grasos Omega 3. Éstos nos van a ayudar a reducir los niveles de colesterol y triglicéridos en sangre.
El guacamole, por su parte, al estar compuesto por diferentes hortalizas, nos aportará multitud de vitaminas, minerales y sustancias de acción antioxidante.
Como toda la saña, también encontramos pasta, que enriquecerá el plato con hidratos de carbono complejos.
Por último, el queso aportará grasa y proteínas, así como algunos minerales.

Base del plato
Estacionalidad
Calorías
Tipo de cocina