El lenguado es un pescado blanco, y como tal, es muy poco graso
4 Lenguados
16 almejas
100 gr. de mantequilla
1 generoso vaso de sidra
pan rallado
perejil picado
pimienta negra recién molida y sal.
Calorías 84 kcal / 100gr
Proteína 17.5 gr / 100gr
Grasa 1.3 gr / 100gr
Hidratos de carbono 0.5 gr / 100gr
Índice glucémico 0

Este plato, está cocinado con una base de Pescados y mariscos y pertenece a los platos de la cocina Tradicional. Por regla general se consume, principalmente, durante Todo el año, y se suele servir a los comensales como Segundo plato.

Hoy os presentamos una receta marinera donde el protagonista es el lenguado, un pescado muy apreciado por su carne blanca y suave. En esta ocasión lo hemos cocinado con sidra, la cual le va a dar un punto muy agradable y delicado al plato.

Lenguado a la sidra con almejas

 Así lo cocinamos

Limpia bien los lenguados de pieles y pásalo por abundante agua fría.
Úntalos bien mantequilla y salpimiéntalos.
Colócalos junto con las almejas sobre una fuente de horno untada y espolvoréalos con perejil picado.
Echa sobre ellos la sidra y espolvoréalos con pan rallado.
Introduce la fuente en horno precalentado a unos 170º C.
En aproximadamente 20 minutos estará listo para servir.

 Trucos y Consejos

Si lo deseas, puedes exprimir unas gotas de limón sobre su salsa y removerla para que ligue bien.

 Información Nutricional

El lenguado posee una carne de sabor muy suave, lo cual hace que sea muy apreciada entre los consumidores.
Sus espinas son muy fáciles de retirar y su carne es muy tierna y de fácil digestión. Estas características convierten al lenguado en un pescado muy idóneo para ofrecer a niños y personas mayores.
El lenguado es un pescado blanco, y como tal, es muy poco graso. Sin embargo, debemos tener en cuenta que lo hemos acompañado con una salsa elaborada a base de mantequilla, lo cual va a elevar el contenido graso de la receta.
Es también una importante fuente de minerales, tales como el yodo, el fósforo, el potasio y el magnesio.
Las almejas, al igual que el resto de mariscos, se caracterizan por su alto contenido en proteínas, colesterol y purinas, así como por su escasa cantidad de grasa.
Debido a ese contenido en purinas, las personas que padezcan gota deberán moderar el consumo de este marisco.

Base del plato
Estacionalidad
Calorías
Tipo de cocina