Este plato también se puede servir como principal si hacemos raciones más grandes.
500 gr.de carne de cordero picada, 2 dientes de ajo, 1 huevo, perejil picado, pimienta negra molida, sal, aceite de oliva y 1 puerro. Para el puré de berenjena: 2 berenjenas, 1 patata, 500 ml. de caldo de verduras, 2 hojitas de albahaca, sal y pimienta.
Calorías 178 kcal / 100gr
Proteína 18 gr / 100gr
Grasa 11.8 gr / 100gr
Hidratos de carbono 0 gr / 100gr
Índice glucémico 0

Este plato, está cocinado con una base de Carnes y pertenece a los platos de la cocina Tradicional. Por regla general se consume, principalmente, durante Todo el año, y se suele servir a los comensales como Entrante.

Preparada en pequeñas porciones, esta receta es ideal para servir como entrante. Pruébala si tienes una comida especial y seguro que triunfas.

 

 

Mini hamburguesa de cordero sobre puré de berenjena y puerro frito

 Así lo cocinamos

Mezclamos la carne de cordero con el perejil y los dientes de ajo picados. Añadimos sal y pimienta al gusto y el huevo batido y lo mezclamos todo bien. Reservamos en frío.

Lavamos bien las berenjenas y las cortamos en cuadrados, sin pelar. Pelamos la patata y la cortamos de la misma forma. Ponemos ambos ingredientes en una olla con el caldo de verduras y la albahaca y cocemos hasta que las hortalizas estén hechas.

Retiramos el caldo sobrante y trituramos con la batidora hasta conseguir un puré fino y consistente. Salpimentamos al gusto.

Con pequeñas porciones de la masa de carne hacemos mini hamburguesas y las pasamos por una sartén con un poco de aceite de oliva hasta que se hagan.

Por último, cortamos la parte blanca del puerro en juliana y lo freímos en aceite bien caliente. Escurrimos sobre papel absorbente.

Con la ayuda de un molde redondo, hacemos una base con el puré de berenjena, del mismo diámetro que las hamburguesas, colocamos la hamburguesa encima y coronamos con un poco de puerro frito.

 

 Trucos y Consejos

Este plato también se puede servir como principal si hacemos raciones más grandes.

 Información Nutricional

La carne de cordero es rica en ácidos grasos saturados, y ello hace que sea una de las carnes más jugosas y sabrosas. El cordero aporta además proteínas de buena calidad, hierro y minerales entre los que destacan el fósforo y el potasio. Pero eso sí, debe ser consumido con precaución por las personas con problemas cardiovasculares.

Datos nutricionales del cordero:

Base del plato
Estacionalidad
Calorías
Tipo de cocina