El pollo es una de las carnes más apreciadas por las familias españolas, y ello se debe en gran medida a su suave sabor y textura, que permiten cocinarlo de múltiples maneras
8 muslos de pollo, 1 cebolla, 1 puerro, 1 zanahoria, ½ litro de vino tinto, una cucharada de harina, aceite de oliva, sal y pimienta blanca. Para las cebollitas glaseadas: 8 cebollitas francesas, 100 gr. de mantequilla, una pizca de sal, 150 gr. de azúcar glass, 10 cl. de vinagre de jerez.
Calorías 113 kcal / 100gr
Proteína 20.6 gr / 100gr
Grasa 3.4 gr / 100gr
Hidratos de carbono 0 gr / 100gr
Índice glucémico 0

Este plato, está cocinado con una base de Aves y caza y pertenece a los platos de la cocina Tradicional. Por regla general se consume, principalmente, durante Todo el año, y se suele servir a los comensales como Segundo plato.

Ahora os cocinamos unos jugosos muslos de pollo al vino tinto. En esta receta, el sabor delicado del pollo combina perfectamente con la salsa de vino, que le aporta un aroma delicioso.

Muslos de pollo al vino tinto con cebollitas glaseadas

 Así lo cocinamos

Salpimenta los muslos de pollo y dóralos en una cazuela con un poco de aceite de oliva. Una vez dorados los muslos, retíralos de la cazuela y resérvalos.
En la cazuela anterior vamos a sofreír la cebolla, el puerro y la zanahoria, todo ello muy bien picado. Cuando las verduras se encuentren bien pochadas, agrega la cucharada de harina y rehoga hasta que ésta quede bien disuelta en el aceite.
Vuelve a introducir en la cazuela los muslos reservados. Vierte el vino tinto, coloca la tapadera y deja cocer hasta que los muslos queden bien tiernos.

Las cebollitas glaseadas: Pela las cebollitas y dóralas en una cazuela con un poco de aceite. Entonces, agrega el azúcar y la pizca de sal. A continuación, agrega el Jerez y un vaso de agua. Pon la tapadera y deja cocer hasta que las cebollitas queden tiernas y el jugo haya caramelizado. Remueve de vez en cuando para evitar que las cebollitas se adhieran a la base de la cazuela.

 Trucos y Consejos

Si lo deseas, puedes triturar la salsa de los muslos. Luego, pásala por un colador fino. Así obtendremos una salsa muy fina.

 Información Nutricional

El pollo es una de las carnes más apreciadas por las familias españolas, y ello se debe en gran medida a su suave sabor y textura, que permiten cocinarlo de múltiples maneras. Es una carne que se caracteriza por su bajo contenido en grasas y por ser muy rica en proteínas de alto valor biológico.
Para esta receta hemos empleado muslos de pollo, los cuales hemos cocinado de una manera muy sencilla y tradicional. Los hemos acompañado con cebollitas, que poseen un valor energético bajo, y que destacan por su alta presencia de potasio, un mineral necesario para la transmisión y generación del impulso nervioso y para la actividad muscular normal.

No olvidemos que las cebollitas las hemos cocinado con una buena cantidad de azúcar, lo cual va a hacer que el valor calórico de la receta se vea incrementado de manera notable.

El pollo, si se cocina con poca cantidad de grasa y se consume sin piel, está indicado especialmente para dietas con bajo aporte calórico y para las que restringen el aporte de lípidos.

Base del plato
Estacionalidad
Calorías
Tipo de cocina