Las acelgas son un alimento con alto contenido en agua, por lo que resultan muy poco calóricas
Un manojo de acelgas
½ cebolla
1 nuez de mantequilla
1 taza de leche
1 cucharada de harina
1 huevo
sal y pimienta negra al gusto.
Calorías 30 kcal / 100gr
Proteína 1.8 gr / 100gr
Grasa 0.2 gr / 100gr
Hidratos de carbono 4.5 gr / 100gr
Índice glucémico 15

Este plato, está cocinado con una base de Verduras y legumbres y pertenece a los platos de la cocina Vegetariana. Por regla general se consume, principalmente, durante Otoño / Invierno, y se suele servir a los comensales como Primer plato.

A continuación vamos a cocinar una receta vegetariana a base de pencas. Las pencas son los peciolos de las hojas de la acelga. Son muy carnosas y, una vez cocidas, pueden cocinarse de multitud de maneras. En esta ocasión, hemos optado por rebozarlas y acompañarlas con una salsa elaborada con las partes más verdes de la hoja.

Pencas rebozadas con salsa de acelgas

 Así lo cocinamos

Lo primero que haremos separar las pencas de las hojas y, debido a que tendrán tiempos de cocción distintos, cocerlas por separado en abundante agua con sal.
La salsa de acelga: Pica la cebolla y sofríela junto con las hojas de acelga en una sartén con un poco de aceite de oliva y la nuez de mantequilla. Una vez esté bien pochada, añade la cucharada de harina y rehoga bien el conjunto. Vierte la leche y salpimenta. Cocina a fuego medio, removiendo sin parar para evitar que aparezcan grumos. Apaga el fuego y tritura el conjunto con la batidora hasta conseguir una salsa no demasiado espesa.
Volver a verter en la sartén y dar un último hervor de 5 minutos.
Corta las pencas de acelga cocidas en rectángulos del mismo tamaño y pásalas por harina y huevo. Ahora fríelas en abundante aceite caliente. Cuando hayan alcanzado un buen tono dorado, escúrrelas y deposítalas sobre papel absorbente para eliminar el exceso de grasa.
Vierte un cucharón de salsa de acelga en un plato y deposita sobre ella las pencas rebozadas.
Para finalizar, rocía con unas gotas de aceite de oliva virgen.

 Trucos y Consejos

Para que la salsa de acelga quede lo más verde posible, lo ideal será no cocer demasiado las hojas. Introdúcelas sólo unos segundos en agua hirviendo, sumérgelas en agua con hielo y escúrrelas. Así potenciaremos el color de la acelga y la salsa será más vistosa.

 Información Nutricional

Las acelgas son un alimento con alto contenido en agua. Además, son muy ricas en vitaminas (ácido fólico y provitamina A), minerales, sustancias antioxidantes y fibra.
No hay que olvidar que las pencas las hemos rebozado y frito en abundante aceite, lo cual va a elevar el contenido calórico de la receta.

Datos nutricionales de las acelgas:

Base del plato
Estacionalidad
Calorías
Tipo de cocina