Una ensalada sencilla y refrescante, ideal para acompañar con pescados a la plancha
1 pepino pequeño
1 tomate maduro carnoso
1 pimiento rojo
1 pimiento verde
1 cebolla
1 dientes de ajo
1 cucharada de vinagre y 6 cucharadas de aceite de oliva virgen extra.

Este plato, está cocinado con una base de Ensaladas y pertenece a los platos de la cocina Vegetariana. Por regla general se consume, principalmente, durante Primavera / Verano, y se suele servir a los comensales como Primer plato.

 Así lo cocinamos

Pelamos el pepino, lo partimos por la mitad, le sacamos las semillas y picamos la pulpa en daditos muy pequeños. Locolocamos en un cuenco.

Hacemos una incisión en cruz en el tomate, escaldamos, pelamos y partimos por la mitad.
Quitamos las semillas y la prolongación del rabo, picamos como el pepino y ponemos en el cuenco.
Lavamos los pimientos, cortamos los rabos y quitamos las semillas, los picamos como las demás hortalizas y los ponemos también en el cuenco.
Pelamos y picamos en brunoise (picado muy pequeño) la cebolla y el ajo. Añadimos a las hortalizas.
Con el batidor de varillas, hacemos un aliño cremoso con el vinagre, la sal, la pimienta y el aceite de oliva.
Vertemos el aliño sobre las hortalizas y mezclamos bien todo.

 Trucos y Consejos

Para disfrutar al máximo de este refrescante picadillo de hortalizas es fundamental que este repose en la nevera durante al menos una hora. La pipirrana es una guarnición perfecta para acompañar pescados a la brasa, como caballas o sardinas.

 Información Nutricional

Las hortalizas y las verduras han tenido desde siempre mucha importancia en la alimentación de la población, especialmente en los países del Mediterráneo, donde se da un consumo de estos alimentos superior al de los países del Norte de Europa. Este alto consumo de alimentos vegetales se ha relacionado con una menor incidencia de enfermedades crónicas y degenerativas, gracias a su contenido en fibra, vitaminas y sustancias antioxidantes.
Entre las vitaminas destaca el contenido en vitamina C, betacarotenos y folato. Las dos primeras tienen propiedades antioxidantes, a las cuales se les atribuye un efecto protector frente al cáncer, además de intervenir en numerosos procesos del organismo.
Los folatos son imprescindibles en el embarazo, ya que existe una estrecha relación entre su carencia y los defectos del tubo neural del feto. Un aporte adecuado de esta vitamina reduce los niveles de homocisteína en sangre, que es un factor de riesgo cardiovascular.
El consumo de alimentos ricos en fibra como las verduras, contribuye a prevenir y mejorar enfermedades como el estreñimiento, la diabetes, la obesidad y algún tipo de cáncer. Se recomienda que al menos una ración al día de productos vegetales sea en forma de ensalada, ya que de esta manera se mantienen todas sus propiedades nutritivas.
Si además los platos de verduras y hortalizas se aliñan con aceite de oliva, se obtiene una combinación perfecta para cuidar la salud cardiovascular.

Base del plato
Estacionalidad
Calorías
Tipo de cocina