Podemos acompañar esta carne con un puré de patatas casero y unas setas. El menú será así muy completo desde el punto de vista tradicional.
1 solomillo de venado
2 cebollas
1 zanahoria
1 apio
1 puerro
romero
albahaca
tomillo
1 l. de vino tinto
brandy
pimienta
6 dientes de ajo
salsa de tomate
aceite de oliva
sal.
Calorías 120 kcal / 100gr
Proteína 22.9 gr / 100gr
Grasa 2.4 gr / 100gr
Hidratos de carbono 0 gr / 100gr
Índice glucémico 0

Este plato, está cocinado con una base de Aves y caza y pertenece a los platos de la cocina Tradicional. Por regla general se consume, principalmente, durante Todo el año, y se suele servir a los comensales como Primer plato.

Los venados pertenecen a la misma familia que los ciervos. Su carne es más magra que la ternera. Hoy preparamos una acompañada de una rica salsa de brandy.

Solomillo de venado al brandy

 Así lo cocinamos

Elaboramos primero un marinado para la carne. Pelamos y picamos una de las cebollas, el apio, el puerro y la zanahoria. Añadimos el vino tinto y un chorreón de aceite de oliva. Salpimentamos al gusto y agregamos las hierbas aromáticas.
Mezclamos bien y colocamos en esta mezcla el solomillo cortamos en filetes. Dejamos así un día. Retiramos y reservamos el líquido. Ahora, doramos en una sartén los solomillos por ambas partes. Salamos al gusto.
Retiramos y en esa misma sartén sofreímos los ajos y la otra cebolla. Vertemos el brandy y flambeamos. Incorporamos el macerado que habíamos reservado y añadimos una pizca de salsa de tomate.
Dejamos reducir hasta que vaya espesando. Y ya tenemos listo esta carne.

 Trucos y Consejos

Podemos acompañar esta carne con un puré de patatas casero y unas setas. El menú será así muy completo desde el punto de vista tradicional.

 Información Nutricional

El ciervo se engloba dentro de las carnes negras o de caza. Tiene un sabor similar a la del buey, aunque es mucho más ligera y las fibras son más cortas y tiernas.
Tiene menos calorías, colesterol y grasa que la mayoría de los cortes del buey,  el cerdo o el cordero, y es una excelente fuente de micronutrientes como la niacina, potasio, fósforo, hierro, selenio y zinc.
La carne de ciervo, al aportar poca grasa y una cantidad moderada de calorías, puede introducirse sin problemas en dietas de adelgazamiento, siempre y cuando no la cocinemos con demasiado aceite.
Por su parte, las verduras presentes en este plato van a enriquecer la receta con una buena cantidad de vitaminas, minerales, fibra y sustancias de acción antioxidante, muy beneficiosas para la salud.

Base del plato
Estacionalidad
Calorías
Tipo de cocina