La pasta es un alimento que no debe faltar en una dieta sana, pues nos aporta mucha energía, necesaria para afrontar las actividades diarias
300 gr. de tallarines
300 gr. de hojas de espinacas
2 dientes de ajo
100 gr. de queso azul
100 gr. de bacon ahumado
aceite de oliva.
Calorías 355 kcal / 100gr
Proteína 21 gr / 100gr
Grasa 30 gr / 100gr
Hidratos de carbono 0 gr / 100gr
Índice glucémico 0

Este plato, está cocinado con una base de Pastas y pertenece a los platos de la cocina Tradicional. Por regla general se consume, principalmente, durante Todo el año, y se suele servir a los comensales como Primer plato.

En la siguiente receta, el intenso sabor del queso azul combina a la perfección con la pasta, ya que el sabor neutro de este alimento permite realizar estos contrastes.

Tallarines con espinacas y queso azul

 Así lo cocinamos

Comenzamos la receta introduciendo la pasta en una olla con abundante agua hirviendo y sal.
Mientras se cuece la pasta, pica los dientes de ajo y sofríelos en una sartén junto con el bacon cortado en tiras. Cuando el ajo y el bacon comiencen a tomar color, incorpora a la sartén las hojas de espinacas previamente lavadas. Rehoga el conjunto hasta que las espinacas pierdan si rigidez.
Una vez tengamos los tallarines “al dente” los escurriremos y añadiremos a la sartén. Mezcla bien para que la pasta se impregne bien de todos los sabores y emplata.
Desmenuza el queso y espárcelo sobre los tallarines.

 Trucos y Consejos

Si quieres reducir el número de calorías de la receta puedes omitir el uso del bacon, o sustituirlo por jamón cocido. También puedes añadir unos piñones tostados, que van estupendamente con las espinacas.

 Información Nutricional

La pasta es un alimento que no debe faltar en una dieta sana, pues nos aporta mucha energía, necesaria para afrontar las actividades diarias. Y esa energía proviene de la elevada cantidad de hidratos de carbono complejos que contiene.
El queso azul, por su parte, es rica en grasa saturada, que está desaconsejada en personas con problemas cardiovasculares, de hipercolesterolemia o que estén siguiendo una dieta de control de peso. Pero el queso también aporta una buena cantidad de calcio, que es fundamental para mantener los huesos fuertes y para prevenir la osteoporosis.
En cuanto a las espinacas, que le dan un toque vegetal al plato, van a enriquecer la receta con vitaminas, minerales y fibra.
Por último, el bacon incrementará el contenido graso y calórico del plato, por lo que hay que cuidar la cantidad que se añada.

Base del plato
Estacionalidad
Calorías
Tipo de cocina