Añade unas nueces troceadas al relleno de la tarta. Le dará un sabor ideal.
1 paquete de tartaletas o de masa quebrada
250 gr. de queso gruyere
150 ml. de nata líquida
4 huevos y 1 cucharada de tomillo.
Calorías 399 kcal / 100gr
Proteína 26.9 gr / 100gr
Grasa 32 gr / 100gr
Hidratos de carbono 0 gr / 100gr
Índice glucémico 0

Este plato, está cocinado con una base de Otros y pertenece a los platos de la cocina Tradicional. Por regla general se consume, principalmente, durante Todo el año, y se suele servir a los comensales como Entrante.

Esta receta es ideal para los amates del queso. Prepárala en porciones individuales y tendrás un cremoso aperitivo.

 

 

Tarta salada de queso con tomillo

 Así lo cocinamos

Rallamos el queso y lo mezclamos con la nata. Incorporamos las yemas de huevo y batimos bien. Espolvoreamos con el tomillo.

Batimos las claras de huevo a punto de nieve y las incorporamos, mezclando con suavidad, a la crema anterior.

Rellenamos las tartaletas con la crema y horneamos, a 180º, durante 20 minutos.

Si hemos elegido la opción de la masa quebrada, cubriremos moldes individuales con ella. Las rellenamos con la crema de queso y horneamos de la misma forma.

 

 Trucos y Consejos

Añade unas nueces troceadas al relleno de la tarta. Le dará un sabor ideal.

 Información Nutricional

Este plato es altamente calórico, debido a los ingredientes empleados, como el queso o la nata, además de la masa quebrada, que contienen abundantes calorías. El queso nos aportará también proteínas de origen animal.

Datos nutricionales del queso gruyere:

Base del plato
Estacionalidad
Calorías
Tipo de cocina