La ventresca de atún enriquecerá la receta con una importante cantidad de ácidos grasos Omega 3
2 latas de ventresca de atún en aceite de oliva
2 tomates
2 bolas de mozzarella
unas hojas de rúcola
una lata de pimientos del piquillo.

Este plato, está cocinado con una base de Pescados y mariscos y pertenece a los platos de la cocina Tradicional. Por regla general se consume, principalmente, durante Todo el año, y se suele servir a los comensales como Entrante.

Esta receta se prepara en un tiempo récord, convirtiéndose en un aperitivo o cena ideal. Además, la composición nutricional de sus ingredientes hacen que nos encontremos ante una preparación muy equilibrada y saludable.

Ventresca de atún con tomate y mozzarella

 Así lo cocinamos

Corta los tomates en rodajas gruesas, que nos servirán como base de nuestro aperitivo. Sobre cada rodaja de tomate, coloca una rodaja de queso mozzarella, cortada con el mismo grosor que el tomate. Ahora dispón unas hojas de rúcola sobre el queso, y por último, las lascas de ventresca de atún. Para decorar, ponemos una tira de pimiento del piquillo sobre la ventresca.

 Trucos y Consejos

Puedes preparar esta misma receta en formato “mini”. Para ello, usa tomates cherry y bolitas de queso mozzarella, que no son difíciles de encontrar. Así obtendrás un aperitivo muy original y vistoso.

 Información Nutricional

Los ingredientes protagonistas de esta receta son el tomate, el queso mozzarella y la ventresca de atún. El primero es rico en vitaminas, minerales y compuestos antioxidantes, como el licopeno, pigmento que le confiere al tomate su característico color rojo. La mozzarella nos va a aportar vitaminas, como la B1, B2 y A, así como minerales, entre los que destacan el calcio y el fósforo, de gran relevancia para nuestro organismo. En cuanto a la ventresca de atún, enriquecerá la receta con una importante cantidad de ácidos grasos Omega 3, que nos ayudarán a reducir el riego de contraer enfermedades cardiovasculares, pues su consumo disminuye los niveles de colesterol y triglicéridos en sangre.

Base del plato
Estacionalidad
Calorías
Tipo de cocina