En pleno conjunto histórico y dentro de un enclave privilegiado se encuentra el Restaurante “Balcón del Adarve”.

En el año 2000  se abrieron por primera vez las puertas del restaurante situado en el Paseo de Colombia, un restaurante que ofrece calidad, presentación y servicio en todos los platos como esencia principal.

En el Restaurante “Balcón del Adarve” le ofrece a los clientes exquisitos platos compuestos por carnes y productos frescos y de primera calidad.

Aunque desde un principio  este restaurante regentado por Fernando Zurita y su hijo Antonio Zurita apuesta por la innovación en la nueva cocina, son famosos su salmorejo y el  rabo de toro, teniendo así mismo mucha fama la tortillita de rabo de toro, además de otros platos innovadores como el cochinillo deshuesado en baja temperatura o el lomo de bacalao confitado en AOVE y pil pil de ajo negro.

Reconocimientos. Fernando Zurita (izquierda) junto a su chef posan con los galardones recibidos

Todos los platos se elaboran con aceite de la Denominación de Origen Protegida “Priego de Córdoba”.

El restaurante dispone de una amplia y extensa carta de vinos con distintas denominaciones de origen de toda España.

Durante este periodo de tiempo el Restaurante Balcón del Adarve ha recibido numerosos reconocimientos por su dedicación, innovación y aportación a la gastronomía cordobesa, como el plato de oro al premio nacional de gastronomía que concede radio turismo y medalla de oro de la gastronomía con el consenso del patronato provincial de turismo de Córdoba. Primer premio en Córdoba Califato Gourmet 2015. Todos esto reconocimientos le han valido para figurar en las más importantes guías gastronómicas nacionales e internacionales, como la guía Michelin; guía Repsol; guía Traveler entre otras más.

El esmerado servicio y atención al cliente por parte de sus profesionales hace que el cliente se sienta como en casa, degustando una amplia carta con plena confianza y garantías.

El restaurante dispone además de un salón,  un mesón y una terraza en las que se puede ver el paisaje de la muralla del “Adarve” lleno de huertos y olivos en un entorno natural como es el de la Subbética cordobesa. Sin lugar a duda, es un aliciente más que meritorio para visitar uno de los pueblos más bonitos de España como es Priego de Córdoba, rico por su patrimonio cultural,  histórico artístico y lleno de atractivos rincones andaluces.