Si guardas las peras en un frutero hazlo con los rabos colocados hacia arriba y procurando que no se toquen entre sí, te durarán más tiempo.