Entrada

Pechuga de pollo tierna y sabrosa

Si quieres que los filetes de pechuga de pollo queden bien sabrosos, sigue los consejos que te proponemos aquí:

Sólo tienes que macerar los filetes de pechuga en leche con ajo y perejil picados, durante al menos dos horas. De esta manera, la pechuga se impregnará bien de todos los aromas y sabores.

Cuando llegue la hora de cocinarlos, tan sólo tendremos que escurrir bien los filetes antes de empanarlos.

Con este sencillo truco obtendremos unas pechugas empanadas muy sabrosas y tiernas.