Las setas, además de aportar fibra, contienen muy pocas calorías
10 patatas baby
3 rebozuelos
6 xantarellas
2 boletus grandes
5 níscalos
1 cebolla
3 dientes de ajo
1 cucharadita de orégano
1 cucharadita de romero
1 cucharadita de almoradux
50 ml. de manzanilla
150 gr. de queso payoyo
300 ml. de caldo de ave
aceite de oliva virgen y sal.
Calorías 34 kcal / 100gr
Proteína 4.2 gr / 100gr
Grasa 1.2 gr / 100gr
Hidratos de carbono 0.5 gr / 100gr
Índice glucémico 15

Este plato, está cocinado con una base de Otros y pertenece a los platos de la cocina Tradicional. Por regla general se consume, principalmente, durante Otoño / Invierno, y se suele servir a los comensales como Primer plato.

Lucas y Javi nos sugieren en este vídeo una receta de temporada, en concreto una cazuela de setas muy sencilla de elaborar y con la que podrás disfrutar de una cocina sana y sabrosa.

Cazuela de setas con papas y queso payoyo

 Así lo cocinamos

Pela las patatas baby y córtalas en rodajitas.

Ahora corta la cebolla en juliana y limpia las setas con un trapo húmedo.

Pocha la cebolla y los dientes de ajo machacados en una cazuela de barro con un chorrito de aceite de oliva.

Una vez la cebolla esté bien tierna y con aspecto translúcido, añade las setas troceadas y rehógalas durante 5 minutos.

El siguiente paso será incorporar las patatas y la manzanilla.

Cubre con el caldo de ave e introduce en el horno hasta que se evapore casi todo el líquido y la superficie de la patata comience a dorarse.

Alcanzado ese punto, coloca unas lascas de queso payoyo y gratina durante 5 minutos a horno fuerte.

 Trucos y Consejos

Las setas deben cocinarse lo antes posible, ya que contienen mucha humedad y se pudren en poco tiempo. Después de cocinadas se pueden conservar en el frigorífico durante varios días, y también pueden congelarse.

Si se han de conservar a la fuerza frescas, forra con un paño, o con papel absorbente, un recipiente hermético y guárdalas en la nevera.

 Información Nutricional

Las setas en general son una excelente fuente de potasio y fibra, estupenda esta última para regular el tránsito intestinal. Además, son muy pobres en sodio y contienen poquísimas calorías.

Las patatas, por su parte, nos van a aportar mucha energía en forma de hidratos de carbono complejos (almidón).

Debemos tener presente que en esta receta también encontramos queso, el cual va aportar una buena cantidad de grasas y va a incrementar el contenido calórico de la receta.

Base del plato
Estacionalidad
Calorías
Tipo de cocina