Entrada

Huevos fritos con gambas al ajillo y chorizo

Los huevos, uno de los ingredientes protagonistas de esta receta, son alimentos ricos en proteínas de alto valor biológico presentes en su clara
200 gr. de gambas de Huelva
5 dientes de ajo
2 huevos
1 chorizo casero picantito
200 ml. de aceite
sal
pimienta y cebollino.
Calorías 162 kcal / 100gr
Proteína 12.6 gr / 100gr
Grasa 12 gr / 100gr
Hidratos de carbono 0.6 gr / 100gr
Índice glucémico 0

Este plato, está cocinado con una base de Huevos y pertenece a los platos de la cocina Tradicional. Por regla general se consume, principalmente, durante Todo el año, y se suele servir a los comensales como Primer plato.

Javi y Lucas reinventan el tradicional huevo frito, uniéndolo con las gambas al ajillo y el chorizo. Un bocado exquisito para los amantes de la cocina más casera.

Huevos fritos con gambas al ajillo y chorizo

 Así lo cocinamos

Comenzamos pelando las gambas. Reservamos las cabezas. En una sartén con una pizca de aceite caliente, salteamos las cabezas. Las retiramos y, sobre un colador, con un cuenco debajo, las machacamos con ayuda de una cuchara para obtener toda su esencia.

En una cazuela de barro (o, en su defecto, una sartén), sofreímos con abundante aceite los ajos laminados. Antes de que tomen demasiado color, retiramos del fuego. Añadimos las gambas peladas y la esencia obtenida de las cabezas.

En una sartén freímos el chorizo con el aceite, retiramos y reservamos. En la misma sartén freímos los huevos con el aceite bien caliente para obtener las “las puntillitas o los encajes de bolillos”, típicos de los huevos, y la yema no muy cocida.

Disponemos los huevos en un plato y encima los chorizos. Añadimos las gambas y el aceite de éstas, a modo de salsa. Ya está listo para comer.

 Información Nutricional

Los huevos, uno de los ingredientes protagonistas de esta receta, son alimentos ricos en proteínas de alto valor biológico presentes en su clara, y en grasa saturada, vitaminas liposolubles y colesterol que se encuentran en la yema.

Las gambas, por su parte, poseen un alto valor nutritivo, ya que aportan una cantidad considerable de proteínas de calidad y su contenido graso es bajo, aunque el de colesterol y de purinas son relativamente altos. Por ello, quienes tienen hiperuricemia o gota o bien cálculos o piedras renales de sales de ácido úrico deben moderar su consumo.

El chorizo sumará a la receta grasas. Hay que tener en cuenta que, en la elaboración de este plato se ha utilizado abundante aceite, por lo que el contenido calórico de la receta se va a ver incrementado.

Base del plato
Estacionalidad
Calorías
Tipo de cocina