Entrada

Macarrones rigatonni rellenos de carbonara

El rigatonni es una pasta con rugosidades para ofrecer mayor superficie de adherencia a salsas
300 gr. de macarrones rigatonni
1 litro de leche
200 gr. de harina
200 gr. de bacon
3 huevos
una pizca de nuez moscada
2 yemas de huevo
1 cebolla
20 gr. de mantequilla
10 gr. de parmesano.
Calorías 359 kcal / 100gr
Proteína 12.7 gr / 100gr
Grasa 1.5 gr / 100gr
Hidratos de carbono 72.3 gr / 100gr
Índice glucémico 50

Este plato, está cocinado con una base de Pastas y pertenece a los platos de la cocina Tradicional. Por regla general se consume, principalmente, durante Todo el año, y se suele servir a los comensales como Primer plato.

En este vídeo nuestros expertos desafían las leyes de la lógica gastronómica para inventar unos macarrones cuya salsa se encuentra en su interior

Macarrones rigatonni rellenos de carbonara

 Así lo cocinamos

En primer ligar, elaboraremos una bechamel espesa con el bacon, la harina, la leche y una pizca de nuez moscada. Una vez la tengamos lista, apartaremos del fuego, añadiremos los 3 huevos y batiremos enérgicamente con la varilla. Reservamos en el frigorífico.

Los macarrones los coceremos en una olla con abundante agua y sal. Cuando estén “al dente” los escurriremos y dejaremos enfriar.

Mientras tanto, corta la cebolla en juliana y póchala a fuego lento hasta que quede bien caramelizada.

Una vez tengamos bien fría la bechamel, la introduciremos en una manga pastelera y rellenarenos con ella los macarrones.

Añade los macarrones rellenos a la cebolla caramelizada. Incorpora la mantequilla, el parmesano y las yemas de huevo. Cocina el conjunto hasta que espese y sirve al momento.

La pasta es un alimento que está cargado de hidratos de carbono, por lo que su consumo nos proporciona grandes dosis de energía, vital para afrontar el día a día.

 Información Nutricional

Estos macarrones van rellenos con una salsa carbonara, cocinada a partir de ingredientes que poseen un alto contenido calórico, por lo que el valor calórico del plato va ser bastante elevado. Por este motivo, esta receta no es recomendable para personas con problemas de hipercolesterolemia o que estén siguiendo una dieta baja en grasa.

Los hidratos de carbono procedentes de la pasta, unidos a las proteínas del huevo y la grasa del resto de ingredientes, hacen que esta elaboración sea muy nutritiva.

Base del plato
Estacionalidad
Calorías
Tipo de cocina