El cerdo ibérico es un alimento cardiosaludable, pero no podemos abusar de él porque tiene mucha grasa
½ kg. de secreto ibérico, 200 gr. de cous-cous, 1 boniato, 2 cebolletas, 2 ajos, 50 gr. de Pedro Ximénez, 200 gr. de caldo de ave. Para el aliño: 1 cucharada de pimentón, 3 clavos, ½ cucharada de pimienta negra, ½ cucharada de pimienta blanca, 1 cucharada de curry, 1 cucharada de comino, 2 hojas de laurel, 1 rama de tomillo, 1 rama de romero, 1 cucharada de orégano y 100 ml. de vino blanco.
Calorías 227 kcal / 100gr
Proteína 5 gr / 100gr
Grasa 1 gr / 100gr
Hidratos de carbono 71 gr / 100gr
Índice glucémico 65

Este plato, está cocinado con una base de Carnes y pertenece a los platos de la cocina Tradicional. Por regla general se consume, principalmente, durante Todo el año, y se suele servir a los comensales como Segundo plato.

En esta vídeoreceta Lucas y Javi fusionan la cocina árabe e ibérica, dando como resultado un contraste de sabores lleno de matices.

Pinchitos con cous-cous

 Así lo cocinamos

Para el pinchito: Corta el secreto en trozos no muy grandes. Tritura las especias con la ayuda de un robot de cocina y adereza con ellas la carne. Añade ahora el vino blanco, mezcla bien y reserva.

Para el cous-cous: Pica todas las verduras y saltéalas hasta que queden bien pochadas. Incorpora a las verduras, el cous-cous y el Pedro Ximénez. Espera a que reduzca este último y cubre con el caldo caliente. Deja reposar hasta que la sémola de trigo haya absorbido todo el líquido.

 Información Nutricional

El cerdo ibérico posee un contenido en agua muy elevado. También es rico en proteínas de gran valor biológico, pero lo realmente destacable de esta carne es su alto contenido en ácidos grasos monoinsaturados, principalmente el oleico, lo que le ha dado el sobrenombre al cerdo ibérico de “olivo con patas”.

Sin embargo, aún siendo un alimento cardiosaludable, no es recomendable abusar de su consumo, pues esta carne presenta una elevadísima cantidad de grasa.

En esta receta presentamos el secreto en forma de pinchitos morunos, los cuales acompañamos con un cous-cous de verduras. El cous-cous no es más que sémola de trigo, que se caracteriza por ser rico en hidratos de carbono. Por ello, este plato nos va a aportar una importante cantidad de energía.

Base del plato
Estacionalidad
Calorías
Tipo de cocina