Entrada

Pastel de mazapán y albaricoque al estilo vasco

El término albaricoque proviene del árabe al-burquk. Su denominación originaria hace referencia a su temprano florecimiento en primavera
Para la masa abizcochada: 125 gr. de mantequilla, 100 gr. de azúcar moreno, 50 gr. de huevo, 60 gr. de harina de almendra, 100 gr. de harina fuerte, 1 gr. de impulsor, 2 gr. de sal. Para el cremoso de mazapán y albaricoque: 200 gr. de leche, 50 gr. de nata, 40 gr. de yemas, 25 gr. de azúcar, 12 gr. de Maicena, 15 gr. de mantequilla, 60 gr. de mazapán, 6 orejones.

Este plato, está cocinado con una base de Postres y pertenece a los platos de la cocina Creativa. Por regla general se consume, principalmente, durante Todo el año, y se suele servir a los comensales como Postre.

En esta ocasión nuestro experto en repostería elabora una receta con un peculiar cremoso de mazapán y albaricoque

Pastel de mazapán y albaricoque al estilo vasco

 Así lo cocinamos

La masa abizcochada: Mezcla la mantequilla con el azúcar y la harina de almendra. Ahora añade los huevos y sigue mezclando hasta homogeneizar.

Incorpora a lo anterior la harina, el impulsor y la sal.

Reserva la masa obtenida en una manga pastelera.

El cremoso de mazapán y albaricoque: Prepara una crema pastelera con todos los ingredientes, a excepción de los orejones.

Coloca la crema caliente en aros ligeramente más pequeños al tamaño elegido para la masa abizcochada.

Introduce los orejones en la crema y congela.

Acabado y presentación: Rellena con la masa abizcochada los moldes elegidos para la confección del pastel.

Inserta la crema de mazapán y albaricoque y cubrir con la masa abizcochada.

Cuece en el horno, a 170ºC, durante 30 minutos.

Base del plato
Estacionalidad
Calorías
Tipo de cocina