Entrada

Rape mechado con ibérico sobre crema de erizos

La crema de erizos le confiere carácter a este original plato
250 gr. de rape limpio
25 gr. de jamón ibérico
1 cebolla
4 dientes de ajo
1 ñora
50 gr. de erizo
1 cucharada de pimentón
aceite de oliva
caldo de pescado
brandy
pimienta y sal.
Calorías 65 kcal / 100gr
Proteína 14.8 gr / 100gr
Grasa 0.5 gr / 100gr
Hidratos de carbono 0 gr / 100gr
Índice glucémico 0

Este plato, está cocinado con una base de Pescados y mariscos y pertenece a los platos de la cocina Creativa. Por regla general se consume, principalmente, durante Todo el año, y se suele servir a los comensales como Segundo plato.

Las Bóvedas, restaurante del Hotel Monasterio San Miguel, está situado en pleno casco histórico del Puerto de Santa María, Cádiz, en lo que fue un antiguo lavadero.

Este establecimiento ofrece una cuidada carta donde los productos de temporada, las carnes, y los pescados de la Bahía, especialmente los pescados de roca, son los protagonistas de una cocina que conjuga lo tradicional con las nuevas tendencias culinarias.

Entre sus presentaciones podremos encontrar este Rape mechado con ibérico sobre crema de erizos, un original y elegante plato que Francisco J. Oliva elabora para Tusrecetas.

 

Rape mechado con ibérico sobre crema de erizos

 Así lo cocinamos

Comenzamos elaborando la crema de erizos: Cortamos la cebolla y el ajo para sofreírlo en una cazuela baja con un poco de aceite de oliva. Una vez esté todo bien pochado, agregamos los recortes del rape y los erizos.

Rehogamos el conjunto y le añadimos el brandy, el pimentón, la pulpa de la ñora y el caldo de pescado. Tras diez minutos de cocción, pasaremos por la batidora.

Cortamos ahora dos medallones del rape limpio y los mechamos con el jamón ibérico.

En una sartén con poco de aceite de oliva marcaremos los medallones por ambas caras. Tapamos y dejamos que el rape se cocine en su propio jugo.

Montaje del plato: Extendemos un poco de crema de erizo en el fondo y, sobre ésta, los medallones de rape.

 Información Nutricional

El rape, como buen pescado blanco que es, posee un contenido graso muy bajo. Además, es una buena fuente de proteínas de alto valor biológico.

Este pescado, si lo cocinamos de una manera suave, sin demasiadas grasas y salsas calóricas, es perfecto para incluirlo en dietas de control de peso, o en casos de trastornos digestivos.

El rape apenas posee espinas, por lo que se convierte en un pescado ideal para ofrecer a los más pequeños de la casa.

En este caso hemos mechado el rape con jamón ibérico y lo hemos acompañado con una salsa de erizos. Tanto el jamón ibérico como la salsa tienen bastante sabor, por lo que podremos ahorrarnos la adición de sal, algo muy importante y a tener en cuenta por aquellas personas que tengan hipertensión arterial.

Base del plato
Estacionalidad
Calorías
Tipo de cocina