El nuevo Audi R8 LMS GT4
El nuevo Audi R8 LMS GT4 - ABC MOTOR

Solo para unos pocos: ya se admiten pedidos para el Audi R8 LMS GT4

Las entregas a clientes se iniciarán a partir de diciembre de 2017

MadridActualizado:

El nuevo Audi R8 LMS GT4 completa la oferta de coches de competición para clientes de Audi Sport, que ahora cuenta con una gama de tres modelos que pueden solicitarse en los cuatro continentes. Las entregas a clientes se iniciarán a partir de diciembre de 2017.

Derivado del Audi R8 Coupé V10, con el que comparte más del 60 por ciento de elementos –ambos se fabrican en la factoría de Böllinger Höfe–, el Audi R8 LMS GT4 es el coche de carreras ideal para los pilotos amateur que desean competir en la clase GT4. Una categoría posicionada entre las clases GT3 y TCR, que en 2017 ha pasado a tener carácter internacional, con 13 pruebas repartidas entre Norteamérica, Asia, Australia y Europa.

Ahora, Audi Sport abre el plazo de pedidos para encargar el nuevo R8 LMS GT4, propulsado por un motor V10 que rinde 364 kW (495 CV) de potencia. El precio final (sin impuestos) es de 198.000 euros, y el comienzo de las entregas está programado para diciembre.

Los clientes potenciales pueden encargar el nuevo coche de carreras en Europa a través del departamento de competición para clientes de Audi Sport, que utilizará su amplia red de servicio en todo el mundo, aprovechando la probada infraestructura establecida para el programa GT3 en cuatro continentes, incluyendo logística para los repuestos y soporte profesional. Los respectivos departamentos de Audi Sport América del Norte, Audi Sport Asia, Audi Sport Japón y Audi Sport Australia gestionarán las ventas fuera de Europa. Hendrik Többe está disponible como punto central de contacto: hendrik.toebbe@audi.de.

El Audi R8 LMS GT4 debutó el pasado mes de mayo en las 24 Horas de Nürburgring, donde los dos coches alineados por el Audi Sport Team Phoenix cruzaron la meta en posiciones tercera y quinta en la categoría SP-X de vehículos de competición derivados de coches de producción. En la categoría superior, el Audi R8 LMS GT3 confirmó su dominio en Nürburgring al conseguir su cuarta victoria en los últimos cinco años.