Cardenal Amigo: «Abierto por méritos te dirá San Pedro, Juan»

Por  9:07 h.

«Abierto por obras popularizaste tú en el Salvador y abierto por méritos te dirá San Pedro hoy en el cielo, Juan». Con esta frase, el cardenal arzobispo de Sevilla despidió ante la Puerta de San Miguel el féretro con los restos mortales de Juan Garrido Mesa, presbítero y delegado episcopal para la restauración del Salvador.
La Catedral se llenó ayer de representantes de todos los estamentos de la sociedad sevillana para despedir al sacerdote. Desde el delegado del Gobierno, Juan José López Garzón, el alcalde, Alfredo Sánchez Monteseirín, el consejero de Empleo, Antonio Fernández, los ex consejeros Jaime Montaner y Javier del Río, los ediles Gonzalo Grespo, Gregorio Serrano y Vicente Flores, a los políticos Alejandro Rojas-Marcos y Juan Ignacio Zoido, así como Enrique Barrero, presidente del Ateneo y el profesor Carrillo Salcedo, entre otros.
En el funeral que presidió el cardenal Carlos Amigo Vallejo, participaron numerosos sacerdotes y un gran número de canónigos. Los familiares del sacerdote no podían contener sus lágrimas cuando sobre el féretro se despositaron las vestiduras sacerdotales.
El cardenal señaló que no había escogido Garrido Mesa mal día, el de la Ascensión, para irse al cielo a celebrar la Pascua con Cristo. Dijo que fue testigo del Evangelio «antes de sentar cátedra de maestro» y sobre todo «siempre sacerdote». Comentó que a un año de su apertura anunció que la obra del Salvador estaba concluida sólo a falta de enseres: «Fue como una despedida, un presagio». Destacó el cardenal que fue fiel a la verdad: «Fue testimonio y modelo de la verdad, convencido de su fe y con exquisito respeto a la libertad de los demás. Supo vivir en la fe sin olvidar la razón».