Los Panaderos culmina el sueño de la Coronación

Por  7:08 h.
La Virgen de Regla, junto a la de los Reyes / J. J. COMAS RODRÍGUEZ

«Muchas gracias, Sevilla. Dios te salve María, Madre de Regla». Las palabras del hermano mayor de los Panaderos, Emilio Santiago del Pino, arrancaron los primeros aplausos de la ceremonia de coronación canónica de la Virgen de Regla, a manos del arzobispo, monseñor Juan José Asenjo.

Los segundos aplausos, más tímidos, se produjeron un momento después, cuando Santiago hizo entrega al prelado de un pectoral de plata, con cruz de madera de olivo y espigas de trigo, porque en el momento preciso de la coronación, la abarrotada nave de la Epístola permaneció en silencio, observando cada detalle solemne, desde que las camareras de la Virgen llevaron la presea, que fue bendecida por el prelado, hasta que éste se dirigió al paso —con la candelería encendida y sus dos clásicas cruces de San Andrés resaltando desde el Altar del Jubileo—, acompañado por el delegado diocesano de Hermandades y Cofradías, Manuel Soria Campos, hermano de los Panaderos, que portaba la corona que el arzobispo impuso a la Dolorosa, para después, rezar en silencio y besar su mano.

Prácticamente fueron dos horas de misa estacional, una ceremonia sobria, con el perfecto acompañamiento musical de la Coral «Brahms» del Colegio Internacional «Europa» y de la Coral Polifónica de la Catedral, en la que sobrevolaban los agradecimientos y el orgullo por la primera coronación canónica que realiza en Sevilla capital monseñor Asenjo.

El prelado así lo explicitó en su homilía, que inició con las palabras del salmo 44: «De pie, a tu derecha, está la reina enjoyada con oro», para ahondar en en sentido espiritual de la ceremonia, «un acontecimiento largamente soñado por todos vosotros».

Monseñor Asenjo desgranó bellas palabras para la Dolorosa, a la que dijo «tener el honor inmerecido de coronar con una hoya material que ha labrado la piedad de sus devotos y que quiere ser símbolo e la coronación de María en la intimidad de nuestros corazones como reina y señora de nuestras vidas. Pongamos a la Virgen de Regla en el centro de nuestro corazón. Caminemos con ella, poniéndola como bandera de nuestra peregrinación en esa tierra».

Las referencias a la participación en 2011 de la Virgen de Regla en el Via Crucis de las Jornadas Mundiales de la Juventud que se celebrarán en Madrid, que dos hermandades —El Cachorro y la Esperanza de Triana— rechazaron previamente por diferentes motivaciones, no faltaron en la ceremonia. Estuvieron en las palabras del hermano mayor, en las intenciones y, por supuesto, en la homilía de monseñor Asenjo: «No olvido que el día 19 de agosto del próximo año la bendita imagen de la Santísima Virgen de Regla Coronada se encontrará con el Papa y con los dos millones de jóvenes que participarán». Y el prelado, que agradeció «el ofrecimiento libre y espontáneo de vuestra Hermandad, que no en balde lleva el título de Pontificia», les invitó a que contaran con él «en todo lo que os pueda ayudar». «Estoy seguro de que la Santísima Virgen os va a devolver con creces todo cuanto hagáis por ella en esta ocasión memorable y que este acontecimiento va a marcar con letras de oro la historia secular de vuestra corporación». Tampoco dejó el arzobispo en en tintero pedir a la Virgen por los fieles que le han sido confiados, por los sacerdotes, consagrados y laicos, por los pobres, los enfermos y todas las víctimas de la crisis económica y no olvidó a la autoridades y a las «Hermandades y Cofradías de Sevilla, para que vivan con gozo y empeño su identidad prevalentemente religiosa y eclesial».

Al término de la misa, a la que asistieron la delegada de Fiestas Mayores, Rosamar Prieto; el portavoz del PP, Juan Ignacio Zoido; una amplia representación de hermanos mayores, además del presidente del Consejo, Adolfo Arenas, o del presidente del Ateneo, Alberto Máximo Pérez Calero, en cuya institución formarán los tramos de los Panaderos, el prelado felicitó a todos los que participaron «por esta ceremonia brillantísima» y abogó porque el «acontecimiento sirva para ayudar a renovar nuestra vida y nuestra identidad cofrade más genuina».

Encuentra más fotos como esta en la Comunidad Cofrades: Juan Antonio Bandera

Encuentra más fotos como esta en Cofrades