Eduardo Bonet

Eduardo Bonet, candidato a hermano mayor del Valle

El 26 de junio tendrán lugar las elecciones en la hermandad del Valle

Por  0:15 h.

La hermandad del Valle celebrará durante el próximo mes de junio, cabildo general de elecciones, en concreto el 26 de junio. Eduardo Bonet Padilla será candidato a presidir a esta hermandad durante los próximos tres años, tal y como pueden ver en esta carta de presentación.

Hermano desde hace casi sesenta años, de los que diesicéis lo ha hecho como oficial de junta de gobierno «me honro a presidir esta candidatura a hermano mayor, con una mochila a mis espaldas, que he querido cargar de humildad personal y del deseo de servir a mi hermandad».

Comunicado al completo

Estimado hermano en Cristo:

Tengo el agrado de dirigirme a ti para comunicarte que me honro en encabezar esta candidatura, que se presenta para dirigir los caminos de nuestra Hermandad, como Hermano Mayor los próximos tres años. Me presento con una mochila a mis espaldas, que he querido cargar de humildad personal y del deseo de servir a mi Hermandad.
Pertenezco a la corporación desde hace casi 60 años, de los cuáles 12 he disfrutado el poder servirla como oficial de junta de gobierno, con José María Bravo-Ferrer (8 años) y Félix Hernández (4 años) además de otros 4 como auxiliar con Jaime Arráez.
Asimismo, la he llenado con un equipo de gobierno, que mezcla hermanos con una dilatada experiencia, con ganas e ilusión de trabajar en tareas ejecutivas, otros, de los que todos conocemos sus inquietudes hacia el servicio de nuestra Archicofradía, y finalmente otros, que vienen con la fuerza del deseo de aportar su experiencia y conocimientos a la Hermandad.
No queremos dejar atrás a la juventud, que también está presente, siempre desde la responsabilidad y desde el deseo de aprender trabajando y sirviendo porque ellos son el futuro. Esta es mi mochila, de la que cuelgan sus argollas, en ella están las ganas de tomar el testigo de una junta de gobierno que ha sabido desde la serenidad y la responsabilidad, asumir un golpe bajo recibido por nuestra Hermandad, rehacerse del mismo y dejar encaminado, el que será un proyecto más que ilusionante para todos: la restauración íntegra de nuestro paso de palio, el más antiguo de la Semana Santa de Sevilla.

Además, el propósito fundamental de trabajo de este equipo, siempre basado en nuestras reglas, está compuesto fundamentalmente en fomentar por medio de los cultos, la devoción a nuestros sagrados titulares, continuar manteniendo e incrementando el rico patrimonio de la Archicofradía, la atención al hermano, ayudar a los más necesitados, la formación, sin olvidar también a los más jóvenes.
Todos nos encontramos con una gran ilusión para poder ponernos al servicio de los hermanos, así mismo, y desde el compromiso de la Fe cristiana, vivir la Hermandad día a día, y amarla y disfrutar de lo que nos une a todos, la devoción a nuestros titulares.
Con mi vida profesional cercana a su fin, comparezco ante vosotros, con los conocimientos suficientes del funcionamiento de nuestra Hermandad y con la ilusión de poder ofreceros un periodo más que ilusionante en el que el principal objetivo no sea otro que el de establecer un clima de concordia, de comprensión, de mutua ayuda y entendimiento, que nos lleve a crear unos lazos de unión entre todos, fuertes y duraderos. Que no se vuelvan a emplear en nuestra Hermandad términos como desunión, ruptura, desvinculación, sino que nos dirijamos en todo momento a conseguir que reinen entre nosotros los de “mutua ayuda”, “armonía”, “comprensión” y “consideración”.
Así, os aseguro que será, si en vuestra libre consideración, me ofrecéis el apoyo necesario para llevar a buen puerto este barco que navega firme, y a cuyo timón, estoy dispuesto a agarrarme con toda la fuerza que Dios me dé.
Que nuestra madre bendita del Valle nos guarde y proteja siempre a todos.