El IAPH recibió ayer el Premio Nacional de Restauración por su intervención en el Giraldillo

Por  7:36 h.

Image

La consejera de Cultura, Rosa Torres, recibió ayer el Premio Nacional de Restauración y Conservación 2006 otorgado al Instituto Andaluz de Patrimonio Histórico (IAPH) por su labor desarrollada desde 1989, especialmente por los trabajos de restauración y reposición del Giraldillo o veleta de la torre de la Catedral de Sevilla.

Rosa Torres ha destacado en su intervención que la compleja y rigurosa actuación sobre la escultura renacentista, basada en los principios de máximo respeto y mínima intervención, ha sentado un precedente en la actuación sobre el patrimonio cultural. Recordó en este sentido que se abrió un amplio debate sobre la idoneidad de reponer el original una vez recuperado o reemplazarlo por la réplica.

ImageA la hora de decidir sobre la reposición de la veleta, Torres ha dicho que se tuvieron en cuenta no sólo la calidad artística de la pieza o su interés funcional como artilugio de ingeniería, sino también su valor como símbolo y emblema de una ciudad, una consideración que exige autenticidad. También se tuvo en cuenta que las obras de arte deben mantenerse en aquellos lugares para los que originariamente fueron concebidas, siempre y cuando queden garantizadas todas las condiciones de seguridad.

Prestigio internacional del IAPH

Para la consejera de Cultura la concesión de este premio supone un nuevo reconocimiento a la labor del IAPH, una institución que pese a no haber cumplido aún dos décadas de existencia ha alcanzado ya un notable prestigio nacional e internacional en el campo de la conservación del Patrimonio.

La consejera ha concluido su intervención reiterando su gratitud al Ministerio de Cultura por la concesión de estos premios, “que nos mueve a una mayor exigencia y responsabilidad en el compromiso con el patrimonio de todos los andaluces”.