El ministro Zoido, en un acto reciente en la Macarena. JUAN
El ministro Zoido, en un acto reciente en la Macarena. JUAN FLORES. ARCHSEV.

MADRUGADA

El ministro del Interior felicita a las hermandades de la Madrugada por el acuerdo alcanzado

Zoido ha enviado una carta al Consejo de Cofradías para agradecer «el esfuerzo, la responsabilidad y el compromiso demostrado»

Por  19:07 h.

El ministro del Interior, Juan Ignacio Zoido, ha enviado este sábado una carta el presidente del Consejo de Cofradías de Sevilla, Joaquín Sainz de la Maza, y a los hermanos mayores de las seis hermandades de la Madrugada una carta de agradecimiento por el acuerdo alcanzado esta semana, como adelantó ABC.
Los cambios de itinerarios aceptados por El Silencio, El Calvario y la Macarena, así como los ajustes que tendrán que hacer con los horarios la Esperanza de Triana, el Gran Poder y Los Gitanos para garantizar la seguridad de esta jornada la próxima Semana Santa y evitar situaciones como las vividas el año pasado ha motivado la reacción del ministro, que se dirige a los responsables directos del acuerdo para mostrarles sus felicitaciones.
Zoido agradece a Sainz de la Maza «el esfuerzo, la responsabilidad y el compromiso que has demostrado, junto al resto de los hermanos mayores, las respectivas Juntas de Gobierno y el Consejo General de Hermandades y Cofradías, para adaptaros a las circunstancias y realizar los cambios oportunos en los recorridos para facilitar tanto la fluidez del trascurrir de los cortejos como su seguridad».
El ministro subraya que «tengo el deber y la responsabilidad de velar por la seguridad de todos los españoles y por eso me preocupo por que los grandes acontecimientos que se organizan en toda España cuenten con los adecuados dispositivos para ello. Y sin duda la Semana Santa de Sevilla es uno de ellos». En este contexto, añade que «conozco perfectamente la trascendencia que tiene la Semana Santa, su importancia religiosa, la grandeza histórica, tradicional y cultural que posee esta Fiesta Mayor, así como que los lamentables acontecimientos vividos durante el pasado año han podido crear una sensación de intranquilidad e incertidumbre ante la próxima Madrugada». Por esta razón, en su opinión, «todas las partes que participamos en su organización o desarrollo debemos trabajar unidos y de la mano para conseguir que la Semana Mayor sólo vuelva a ser noticia por su devoción, su patrimonio y el indudable interés que despierta en todo el mundo y no por sucesos desagradables que ponen en riesgo a las personas y empañan su nombre».
En consecuencia, Zoido garantiza que «desde el Ministerio del Interior y las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado se adoptarán todas las medidas y se habilitarán todos los medios humanos y materiales que sean necesarios para garantizar la seguridad de todos los integrantes de los cortejos procesionales, así como de las personas que contemplen su paso», ya que «los cambios acordados en los recorridos en principio suponen mejoras que permitirán acabar con puntos de coincidencia crítica de cofradías, lo que provocada saturación y elevada concentración de personas».
Del mismo modo, «la utilización de diferentes medios técnicos, como la instalación de paneles luminosos, videovigilancia y megafonía en determinados puntos, contribuirá no sólo a aumentar la seguridad de forma objetiva, sino también la percepción subjetiva de la misma, además de facilitar una adecuada respuesta operativa llegado el caso», recalca el ministro, que también habla de «acciones formativas e informativas para las hermandades, de manera que los miembros del cortejo aprendan a saber reaccionar ante situaciones anómalas si éstas se producen». El objetivo está claramente reseñado en la carta: «Garantizar la seguridad y evitar que se repitan hechos lamentables como los de la pasada Madrugada».