Incidentes

El Defensor del Pueblo archiva la queja sobre la macrofiesta de fin de año en Espartinas

Considera que los servicios del Ayuntamiento elaboraron un informe completo a pesar de las advertencias de la Policía Local

Estado en el que quedó el guardarropa de la fiesta tras su derrumbe sobre las seis de la madrugada
Estado en el que quedó el guardarropa de la fiesta tras su derrumbe sobre las seis de la madrugada - ABC

El Ayuntamiento de Espartinas ha anunciado que la oficina del Defensor del Pueblo ha emitido el informe sobre las avalanchas y pérdidas materiales ocurridas en la fiesta de fin de año celebrada en la Hacienda de los Azahares.

El dictamen, explican desde el Consistorio, asegura que «los servicios del Ayuntamiento elaboraron un expediente completo, que cumple con todas las exigencias de la ley en materia de seguridad y garantías» y que, además, «formalmente se da cumplimiento de todos los requisitos que legitimaron la autorización de este cotillón».

El Defensor del Pueblo da por cerrada con este informe, fechado el 10 de julio de 2017, la queja que abrió por oficio para solicitar al Ayuntamiento de Espartinas los informes técnicos y jurídicos que permitieron la celebración. «En la documentación entregada al defensor se aseguraba que eran falsas las informaciones que hablaban de un informe negativo de la Guardia Civil, que nunca ha existido», aseguran desde el Consistorio.

Problemas de acceso

El Ayuntamiento sí reconoce las advertencias de la Policía Local sobre el tráfico rodado y la existencia del informe en el que se advertía que el «acceso al recinto no reunía las condiciones de seguridad y fluidez necesarias», pero asegura que «dichas salvedades son aplicables a este y a cualquier evento que se desarrolla en dicho salón de celebraciones». Sobre este punto, la oficina del Defensor del Pueblo añade una recomendación final, para que en el futuro se considere la mejora en los accesos a Hacienda Los Azahares. En dicho informe, la Policía Local también anunciaba que los dos únicos policías locales asignados a aquella noche no eran «suficientes» para «garantizar la seguridad de los asistentes».

El defensor del pueblo manifiesta en su informe que, una vez analizada toda la documentación, se estima que son ciertas las alegaciones del Ayuntamiento en cuanto a que «la resolución de autorización, debidamente notificada en tiempo y forma, recoge todas las advertencias y condicionantes bajo los cuales se concedía la autorización», por lo que «da por terminada la intervención».

Durante la fiesta de fin de año, organizada por la empresa Todo Eventos Spain S.L, ocurrieron numerosos incidentes, desde ausencia de actuaciones y espectáculos prometidos, un cátering ineficaz, altercados en el guardarropa y avalanchas.

Toda la actualidad en portada

comentarios