El mosaico descubierto en Cantillana
El mosaico descubierto en Cantillana - ABC
Patrimonio

Aparece un mosaico de la antigua «Naeva» romana en Cantillana

El hallazgo arqueológico se ha producido durante unas obras rutinarias en la localidad sevillana

CantillanaActualizado:

El pasado jueves, unas obras rutinarias del Programa de Fomento del Empleo Agrario en Cantillana, en los alrededores de la iglesia, sacaron a la luz varios restos arqueológicos que han causado una enorme expectación entre los vecinos y que están siendo analizados.

Según ha explicado el Ayuntamiento, la obra ha estado supervisada en todo momento por un arqueólogo de la Diputación de Sevilla para asegurar que se cumplían las directrices de Patrimonio, ya que el casco antiguo de Cantillana es considerada una «zona sensible» por la cantidad de vestigios de épocas pasadas que atesora.

«Estos días se han encontrado numerosos restos, sobre todo trozos de vasijas y cerámicas, mezcla de distintos periodos históricos en tierra ya removida anteriormente, ya que la zanja transcurría a través de otra hecha en los años 80», ha informado el Consistorio. También se han observado distintos muros árabes y romanos que discurren atravesando la zanja y que han sido catalogados por el equipo arqueológico.

En cuanto al reciente hallazgo, desde el Ayuntamiento han detallado que «unos centímetros por debajo de la canalización que se está haciendo, una piedra llamó la atención del arqueólogo, se movió y al estudiarla se comprobó que es «parte de un grupo de tres piedras colocadas a modo de tapa». Al retirarlas, apareció un pozo de unos seis metros de profundidad de ladrillos romanos y, al fondo un mosaico en blanco y negro que continúa siguiendo el borde del brocal.

Desde ese momento, la zona de alrededor de la iglesia de Cantillana permanece protegida con la intención de ampliar la zona de excavación y poder analizar lo encontrado. «Los técnicos de patrimonio desplazados a Cantillana le han dado a priori mucha importancia esperando ver si continúan los restos de forma adyacente por el edificio o por el contrario, los elementos destruidos por el paso del tiempo o las sucesivas civilizaciones», han asegurado fuentes municipales.

La alcaldesa del municipio, Angelines García, ha adelantado a los vecinos que, en cuanto llegue el momento adecuado, se hará una jornada de puertas abiertas en la zona para que todos los interesados puedan conocer de primera mano este importante hallazgo.

Este mosaico, del que se conocerán más detalles próximamente, no es el único vestigio que ha aparecido recientemente en la zona: hace pocas semanas el equipo de trabajo se percató de que, lo que siempre se había considerado el escalón de una de las puertas, ya en desuso, de la parroquia, es en realidad una columna que, quizás, sea también de origen romano.

Centro de Historia

Estas buenas noticias arqueológicas son un paso más para un municipio que, en los últimos meses, se ha centrado en reivindicar su rico pasado con la inauguración del Centro de Historia Local, ubicado en el antiguo Hospital de Todos los Santos. En él se explica cómo era Naeva, la población romana que da origen a Cantillana y que contaba con un importante puerto fluvial. En sus alrededores se encontró, además, una de las piezas más importantes del centro, se encontró una estatua romana de mármol de gran tamaño que representa a una mujer.