Provincia

Un chef de Utrera triunfa en México

Jesús Escalera exporta al país azteca «La Luna de Sevilla», donde recrea los aromas de la primavera sevillana

Jesús Escalera
Jesús Escalera - ABC
ALBERTO FLORES Utrera - Actualizado: Guardado en: Provincia Utrera

Jesús Escalera, un chef utrerano que vive desde hace seis años en Guadalajara (México), ha encontrado un antídoto para llevar los aromas de la primavera hasta tierras centroamericanas y que así cuando llega esta época del año, no eche de menos todo lo que está sucediendo en su localidad natal. El secreto no es otro que la creación de un postre que se presenta con el sugerente nombre de «Luna de Sevilla», preparado con una pequeña torrija de pan brioche, sobre helado de naranja y azahar, gel de miel, naranja amarga, espuma de vainilla, streussel de canela y todo ello coronado por una nube de caramelo ahumada con incienso, que trata de evocar las sensaciones propias de la primavera andaluza, ese universo de emociones que se queda grabado en el recuerdo.

«El postre lo creé un día en el que tenía un gran pellizco de nostalgia y con él traté de representar lo que se vive en Sevilla en Semana Santa, en cierta manera es un homenaje a la tierra», explica el propio Jesús Escalera.

Este utrerano, especialista en el mundo de los dulces y postres, emprendió hace ahora seis años la aventura de abrir un establecimiento dedicado a los postres en la localidad mexicana de Guadalajara, llamado «La Postrería». Un proyecto en el que le acompañan dos utreranos más, Javier Blanco y Marta Camino, y que ha conseguido reconocimientos en México y se ha convertido en poco tiempo en un clásico de la oferta gastronómica de su ciudad. Se trata de ofrecer a los clientes nuevas visiones a la hora de disfrutar de los postres, y es que como el propio Jesús Escalera explica: «me gusta decir que como soy de Utrera por mi sangre corren dulces, ya que mi localidad es un lugar con una gran tradición en el mundo de la repostería».

«Luna de Sevilla»
«Luna de Sevilla»- ABC

«La Postrería» no es el primer proyecto en el que participa este intrépido utrerano, ya que ha formado parte de la plantilla de un conocido restaurante en Santiago de Compostela y también ha sido responsable del «mundo dulce» en la Hacienda Benazuza, trabajando codo con codo con Ferrán Adriá.

A pesar de que dice que no es un gran cofrade y tampoco ha tenido una relación estrecha con ninguna de las hermandades que dan color a la Semana Santa de Utrera, Escalera explica que esa nostalgia de la que hablamos «aumenta cuando llega la Semana Santa y piensas en todo lo que eso significa en tu ciudad y como la alegría se apodera de la calles, soy un enamorado de lo nuestro». Ese sentimiento ha llegado incluso a provocar que alguna vez hiciera alguna pequeña locura, como por ejemplo un año en el que «estaba trabajando en Galicia, tenía que ir a Andorra y cogí un atajo que yo me conocía que pasaba por Utrera, porque era Semana Santa», cuenta entre risas.

A través de la gastronomía es posible ganarle la partida a la nostalgia y entrar en contacto con ese momento mágico del año en el que las fuerzas de la naturaleza llegan a un acuerdo para crear un ambiente muy especial, aunque tu trabajo te haya llevado a miles de kilómetros de distancia de tu tierra. «La Luna de Sevilla» cumple una doble función, por una parte que sevillanos como Jesús combatan la nostalgia y por otro lado que personas que no son de esta tierra, prueben un pedacito de la esplendorosa primavera sevillana, que gracias a Jesús Escalera y su inquieta creatividad también brilla en México.

Toda la actualidad en portada

comentarios