Los representantes de los colectivos en defensa de la memoria
Los representantes de los colectivos en defensa de la memoria - G. P.
Sociedad

Comienza en Utrera una nueva búsqueda de una fosa común en el cementerio

Es una actuación sufragada por la Dirección General de Memoria Democrática en busca de víctimas de la guerra civil

UtreraActualizado:

En los últimos días, el cementerio municipal de Utrera ha acogido el comienzo de los trabajos que tienen como objetivo la localización y delimitación de fosas de víctimas de la guerra civil y la dictadura franquista, algo que vienen demandando en la localidad varias asociaciones de víctimas desde hace varios meses. Se trata de una intervención sufragada por  la Dirección General de Memoria Democrática y que cuenta con la colaboración del Ayuntamiento de Utrera.

En los últimos meses han sido principalmente dos colectivos, AMEHIS y la Plataforma Construyendo ReDpública, los que han puesto este tema encima de la mesa, sobre todo ante la posibilidad de que el Ayuntamiento de Utrera tuviera entre sus planes la construcción de un bloque de nichos en una ubicación en la que las dos asociaciones sospechaban que podría encontrarse una fosa común.

La puesta en marcha de esta nueva búsqueda se encuentra dentro de las 37 aprobadas el pasado año por el Gobierno andaluz y que «responden al principio de recuperación física de los cuerpos de las víctimas, como de reparación moral de sus familias, y a través del principio de colaboración entre todas las partes implicadas».

Precisamente en el mes de febrero de este mismo año el Ayuntamiento de Utrera llevó a cabo prospecciones con un rádar de subsuelo en las zonas donde las investigaciones de los historiadores indicaban que podría existir una fosa común con cuerpos de utreranos represaliados durante el comienzo de la guerra civil en 1936. Un estudio que indicó que «no se aprecian patrones en los radargramas que pudieran llevar a pensar en la existencia de una excavación que se relacionara con una fosa común en la mayoría de la parcela de esta zona». Eso sí, el estudio sí apuntaba la posibilidad de la existencia de enterramientos en el denominado patio de San Francisco, muy cerca de los nichos proyectados por el Ayuntamiento.

Los trabajos volvían de nuevo al cementerio en el mes de julio, impulsados por el Ayuntamiento, que llevó a cabo una serie de catas arqueológicas en la zona donde está proyectada la construcción de nuevos bloques de nichos, al objeto de descartar fehacientemente en el área la existencia de fosas comunes. Una vez más, la intervención arqueológica llevada a cabo, con la ejecución de 9 zanjas, descartó la existencia de la fosa común indicada, aunque en la zona ha tenido lugar la aparición de un único individuo cuyas características parecen responder a la de un represaliado.

El portavoz del gobierno local, Francisco Campanario (PSOE), ha explicado que «sigue en pie el compromiso del Ayuntamiento de Utrera de localizar los restos de represaliados en los actos criminales de julio de 1936, estas actuaciones siempre serán coordinadas con la Dirección General de Memoria Democrática, con las asociaciones memorialistas y con los familiares de los represaliados y siempre de acuerdo a la Ley de Memoria Histórica y Democrática de Andalucía. Utrera va a ser ejemplo de aplicación de dicha ley».