La medida trata de evitar los incendios en los domicilios
La medida trata de evitar los incendios en los domicilios - A.F.
Seguridad Ciudadana

Detectores de humo para evitar que los mayores de Utrera sufran incendios

El Ayuntamiento de Utrera ha emprendido esta campaña que incluye la instalación de 190 detectores de humo

UtreraActualizado:

Con la llegada del invierno y las bajas temperaturas llegan también lamentablemente los incendios provocados por estufas en mal estado, negligencias o por problemas en las instalaciones eléctricas. Muchos de estos sucesos se localizan en viviendas habitadas por personas mayores de 70 años, uno de los colectivos más sensibles e indefensos ante este tipo de situaciones. Con el objetivo de ofrecer más seguridad a los mayores, el Ayuntamiento de Utrera ha puesto en marcha una iniciativa consistente en la instalación de detectores de humo en los domicilios de los mayores, que en caso de incendio puedan dar la voz de alarma rápidamente.

La campaña se iniciaba el pasado verano, momento en el que la delegación de Personas Mayores del Ayuntamiento inició el envío de cartas a personas mayores de 70 años residentes en Utrera en las que les ofrecía la posibilidad de instalar en sus domicilios los citados detectores de humo. «Con esta medida se ha querido aumentar la seguridad en los hogares de las personas mayores, al tiempo que tranquiliza a sus familiares el saber que cuentan con un dispositivo que dará la voz de alarma ante posibles incendios para que pueda actuarse de forma rápida».

El detector de humo está equipado con una batería que cuenta con diez años de duración y si detecta humo en la habitación en la que esté instalado emite un fuerte sonido que posibilita que la persona reaccione ante el comienzo del incendio para avisar a las fuerzas de seguridad.

En total han sido 190 personas mayores de 70 años de Utrera las que han solicitado al Ayuntamiento la instalación del detector de humo, los cuales ya han sido colocados en los domicilios. Se trata de una iniciativa que cuenta con un coste cercano a los cinco mil euros y que ha sido financiada de manera íntegra por el propio consistorio. De esta manera ha dado respuesta a una moción municipal presentada en mayo de 2016 por el grupo andalucista y que fue aprobada por unanimidad.